Pásate al MODO AHORRO

Álava concentra todos los nuevos parques eólicos vascos

Azáceta, Montes de Iturrieta, Arkamo y Labraza son los emplazamientos escogidos.

Parque eólico en Álava / Irekia
Parque eólico en Álava / Irekia

El Gobierno vasco a través de la sociedad creada con el EVE y con Iberdrola, Aixeindar, ya ha decidido los cuatro emplazamientos para los primeros parques eólicos vascos. Están todos en Álava, en Azáceta, en los Montes de Iturrieta (Onraita), en Arkamo y en Labraza. Eran lugares donde desde principios de año se venían realizando mediciones para ver lo idóneo de la ubicación.

Además de estos cuatro enclaves alaveses, la sociedad participada por el Ente Vasco de la Energía e Iberdrola, también tenía en el listado las áreas de Ganekogorta, Gazume, Kolometa, Mandoegi. Pero el arranque de las actuaciones se ha centrado en Álava. Ni Bizkaia, ni Gipuzkoa acogerán en la primera fase ninguna de estas instalaciones.  

El diputado general de Álava, Ramiro González, se ha mostrado "favorable" a desarrollar proyectos de energía eólica en el territorio, mientras respeten "los requisitos legales y medioambientales". Para González, "sería un orgullo" que Álava liderará la energía renovable en el País Vasco respetando siempre "el patrimonio natural" alavés de cara a "descarbonizar" y avanzar en la lucha contra el cambio climático.

Ya la semana pasada, la Consejera de Desarrollo Económico, Arantza Tapia, señaló que el reto de esta legislatura es la energía eólica y que el objetivo en 2021 era poner en marcha el Plan Territorial Sectorial de Renovables que contempla la posibilidad de construir 8 nuevos parques. El anuncio de hoy, es el primer paso, aunque sorprende que Álava sea el Territorio que concentra toda la actuación para poner en marcha unas infraestructuras que anteriormente siempre generaron polémicas medioambientales.

Estos parques se ubicarían en Azazeta (Ribera Alta), con una potencia de 40 MW; Montes de Iturrieta (Arraia Maeztu), con 75 MW, Labraza (Arraia Maeztu y Bernedo), con 40 MW y Arkamo (Oyón), con 95 MW. Así lo han anunciado este miércoles el Ente Vasco de la Energía (EVE), organismo público que tiene el 40 % del accionariado de la sociedad Aixeindar constituida el pasado año junto a Iberdrola, que es propietaria del otro 60 %.

De las cuatro solicitudes, tres, las de Montes de Iturrieta, Arkamo y Labraza, se han formalizado ante el Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico, y la de Azazeta ante el Departamento vasco de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente. Las tramitaciones de los parque eólicos que tienen una potencia de más de 50 MW se tienen que tramitar en el Ministerio y también si el proyecto atañe a más de una comunidad autónoma como es el caso de Labraza, que afecta a Navarra.

Ambas administraciones tienen de plazo hasta el 25 de diciembre para dar a conocer su decisión de admitir o no a trámite estas solicitudes. Aparte de estos proyectos, Aixeindar continúa realizando mediciones de viento en otros puntos de Euskadi para conocer su potencial para la producción de energía eólica. Según el EVE, la energía eólica es la "gran palanca" para abordar la descarbonización de la economía y el cambio climático.

Destacados
Lo más leído