Pásate al MODO AHORRO

Los arrantzales vascos volverán a faenar desde el próximo lunes

Las cofradías vascas aseguran que la situación tras dos semanas sin salir a pescar "es ya "insostenible"

Arrantzales vascos faenando en la campaña del bonito. / IREKIA
Arrantzales vascos faenando en la campaña del bonito. / IREKIA

La flota vasca de cerco volverá a faenar a partir del próximo lunes. Así lo han señalado los presidente de la Federación de Cofradías de Gipuzkoa, Eugenio Elduayen, y el de Bizkaia, Eusebio Arantzamendi a Efe, tras la decisión tomada en la reunión que han mantenido este viernes las cofradías vascas. Vuelta al trabajo a pesar de que continúa la huelga de transportes que ha provocado el paro en la actividad de estos barcos los últimos días ante la falta de garantías de que sus capturas pudieran ser distribuidas.

Aseguran que la situación tras dos semanas sin salir a pescar "es ya "insostenible" para los barcos vascos, que se encuentran en plena campaña del verdel y la anchoa, ha señalado Elduayen, que ha remarcado que "no les queda otra" opción. "Son especies estacionales. En el caso de la anchoa todavía queda un poco de margen, pero con el verdel ya no y se puede alejar demasiado del alcance de los barcos", ha explicado.

Aún así, el presidente de la federación de cofradías guipuzcoanas ha mostrado su esperanza en que el conflicto de los transportistas se "vaya solucionando" en los próximos días, pero en todo caso los barcos vascos saldrán a la mar a partir del lunes aunque la huelga continúe.

Grupo de arrantzales vascos. / EP
Grupo de arrantzales vascos. / EP

La campaña del verdel y la anchoa, en riesgo

Este parón ha dejado ya en el aire la campaña del verdel y la anchoa, tan importante para la pesca vasca. La directora de Opegui, Miren Garmendia, detallaba a 'Crónica Vasca' que la situación es complicada y que" no se puede garantizar nada". Además, del resto de la flota de la costa, apuntaba que está llegando "muy poca cosa" a las lonjas y lo que llega tiene "muchas dificultades para transportarse" por la huelga.

Y es que la situación de los arrantzales es muy delicada. Según explica la directora de Opegui, Miren Garmendi, son trabajadores por cuenta ajena y por tanto "si no pescan no ganan, si salario parte de lo que ganan con la pesca, y ahora están sin trabajar y por lo tanto sin ingresar".

Esto deja en el aire la campaña del verdel y de la anchoa, porque tal y como asegura Garmendia, con la actual situación "no se puede garantizar nada". Algo que también apunta Eusebio Arantzamendi, que ha advertido de que "la costera de verdel ha empezado y si la solución tarda igual no se puede coger toda la cuota, por lo que "cuanto antes se solucione, mejor para todos". Sobre el resto de pesca que llega a Euskadi, Garmendia detalla que está llegando "muy poca cosa" a las lonjas, y lo que llega "tiene muchas dificultades para transportarse". Por ello, van revisando la situación día a día.

Archivado en:

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Destacados