Pásate al MODO AHORRO

Confebask apela a "buscar pactos" sobre salarios e IPC que "aseguren el futuro de la empresa"

La patronal vasca asegura que lo "peor de la crisis ha quedado atrás" y estima que en 2022 la economía crecerá un 5,9% y habrá un "máximo histórico de empleo"

e izquierda a derecha, Pablo Martín, responsable de Economía, Eduardo Zubiaurre, presidente de Confebask y Eduardo Aretxaga, director general./ CONFEBASK
e izquierda a derecha, Pablo Martín, responsable de Economía, Eduardo Zubiaurre, presidente de Confebask y Eduardo Aretxaga, director general./ CONFEBASK

La patronal vasca ha hecho este miércoles un llamamiento al diálogo social para "buscar pactos" sobre subidas salariales que permitan "asegurar el futuro de la empresa".

El presidente de Confebask, Eduardo Zubiaurre, ha considerado que ante la elevada inflación, "en cotas no previstas", "la negociación en la empresa se presenta como un reto para frenar esa deriva". En este sentido ha apelado a tratar de "buscar pactos, cada uno en función de sus posibilidades". Para ello ha solicitado a empresas y sindicatos que busquen "un equilibrio entre quienes ven cómo la cesta de la compra se encarece mes a mes, y quienes, además de sufrir esa carestía en primera persona, también buscan asegurar el futuro de la empresa". "La clave, seguramente, esté en entenderla como un proyecto compartido", ha dicho.

Zubiaurre ha presentado el informe de coyuntura de Confebask, y se ha mostrado optimista respecto al año que viene. De hecho, ha asegurado que "lo peor de la crisis ha quedado atrás".

La patronal vasca prevé para 2022 un crecimiento de la economía del 5,9%, "suficiente ya para recuperar el nivel de PIB prepandemia", pero bastante por debajo de la previsión del Gobierno vasco que sitúa el incremento del PIB en el 6,7%. Sin embargo, los empresarios apuestan porque el año que viene podrá darse un  "máximo histórico de empleo", con una estimación de 25.000 nuevos puestos de trabajo, lo que reduciría la tasa de paro al entorno del 8%.

En cuanto al cierre de este año, Zubiaurre ha situado el crecimiento en un  5,7%, superior al de las economías española y europea, pero "en la banda baja de lo previsto hace un año".

Pese a las mejores perspectivas para el año que está a punto de comenzar, el presidente de los empresarios ha advertido de la elevada incertidumbre y de la existencia de "factores de riesgo" como la pandemia, los costes energéticos y empresariales, la inflación o el desabastecimiento mundial, que podrían afectar en uno u otro sentido a esa previsión, de tal manera que el crecimiento de la economía vasca podría moverse finalmente en una horquilla entre el 4% y el 7%.

En este sentido, Zubiaurre, ha señalado que las empresas vascas anticipan un mantenimiento de la recuperación el próximo año", ha afirmado, por tanto que "2022 será un nuevo año de crecimiento, aunque no exento de incertidumbres y con importantes retos y desafíos por delante".

Archivado en:

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído
Destacados