Pásate al MODO AHORRO

La hostelería, expectante a la decisión de la Justicia para evitar pérdidas mayores

El TSJPV decide este martes bajo medidas cautelarísimas si la hostelería puede abrir en municipios con zona roja de incidencia

Locales hosteleros con las terrazas recogidas./ EP
Locales hosteleros con las terrazas recogidas./ EP

El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) decidirá este martes si la hostelería podrá abrir en los municipios con zona roja de incidencia. Las tres agrupaciones patronales del sector (Asociación Hostelera de Bizkaia, Asociación Hostelera de Gipuzkoa y SEA Hostelería) han presentado un recurso defendiendo que los bares no son el principal foco de contagio en esta tercera ola. La reclamación está presentada bajo medidas cautelarísimas, en las que el TSJPV anunciará una resolución urgente y más tarde decidirá la definitiva. 

La decisión se conocerá este martes a partir de las 9:30, aunque el Gobierno vasco ya ha presentado alegaciones y defiende que la medida contribuye a frenar la curva de contagios, y aunque no culpan directamente a la hostelería de esta tendencia sí consideran que los comportamientos en los bares no ayudan. Para Bingen Zupiria, portavoz del Gobierno vasco, es una "evidencia" que actos como quitarse la mascarilla para comer o beber son favorables a la expansión del virus.

Contagios en casa

La principal baza de los hosteleros para conseguir su reapertura son los contagios registrados durante el periodo navideño: alegan que la mayoría de estos positivos se han producido en reuniones sociales y en domicilios, y no en sus establecimientos. Lo cierto es que siempre que se han cerrado bares y restaurantes la tasa de contagios ha remitido días después. Pero el cierre de la hostelería normalmente viene acompañado de otras medidas más restrictivas como los confinamientos municipales o las restricciones horarias.

El sector ya consiguió la sentencia favorable del TSJPV en agosto, cuando recurrieron a las restricciones horarias impuestas por el Gobierno vasco. El Ejecutivo confía en que esta vez la sentencia caiga de su parte, pero ya ha mostrado su inquietud en las palabras de la consejera de Salud, Gotzone Sagardui. Si los bares levantan la persiana se generaría una situación "complicada", según la consejera. "Las medidas adoptadas están dando resultado, y si no se mantienen es previsible que no podamos bajar la incidencia". Actualmente hay 90 municipios con la hostelería cerrada por tener más de 500 casos de incidencia por 100.000 habitantes.

Si la sentencia sale favorable a las patronales hosteleras, los bares podrán abrir de nuevo en los próximos días sea cual sea el nivel de incidencia de su municipio. Lo harán sujetos a las últimas restricciones: aforo del 50% en el interior, sin posibilidad de consumir de pie y con un límite horario que termina a las 20:00. Medidas que todavía influirían en las cajas de los establecimientos, pero que al menos les daría un respiro económico. "No pedimos que nos dejen abrir sin restricciones. Pero sí que nos permitan mantener un mínimo de actividad para no cerrar del todo", defiende el gerente de la Asociación Hostelera de Bizkaia, Héctor Sánchez. 

45 millones de ayudas "insuficientes"

Aún no hay cifras ni recuento oficial sobre el número de bares y restaurantes que no ha podido (o no podrá) resistir los meses de pandemia. Pero desde la Asociación de Bizkaia estiman que las pérdidas ascienden a unos 240 millones de euros. Por el contrario, según sus palabras, han recibido unos 45 millones de euros en ayudas del Gobierno vasco, además de las impuestas por cada diputación o municipio. Aunque "son insuficientes" para un sector, defienden, que "gotea" hacia la quiebra. La Hostelería señala que una reapertura con restricciones tampoco será suficiente para garantizar su supervivencia.

Los hosteleros también piden a las instituciones que aumenten las ayudas aunque levanten la persiana de nuevo en los próximos días. SOS Ostalaritza se ha concentrado este lunes frente al Ayuntamiento de San Sebastián para pedir que no se les cobre el 100% de impuestos si tampoco pueden trabajar en plenas capacidades. En Donostia se les ha cobrado las totalidad de las tasas a excepción de parte de los impuestos de basura y el de las terrazas. En Vitoria-Gasteiz el Ayuntamiento ya ha declarado que no cobrará estas tasas a los bares en todo 2021, y en Bilbao tampoco se cobran siempre que permanezcan totalmente cerrados.

Destacados
Lo más leído