Pásate al MODO AHORRO

Ofensiva política y silencio de la patronal ante el impacto del precio de la luz en la industria

El PNV presiona a Sánchez para que minimice las repercusiones en la industria después de que Sidenor paralice la producción por el "desorbitado" coste energético

Instalaciones de la fábrica de Sidenor
Instalaciones de la fábrica de Sidenor

El anuncio de que Sidenor parará sus producción ante el elevado coste de la energía ha hecho saltar todas las alarmas y se prepara una ofensiva política para forzar al Ejecutivo de Pedro Sánchez a  tomar medidas que eviten que el impacto en la recuperación económica sea inevitable.

Después de semanas en las que desde distintos sectores industriales se alertaba de las repercusiones negativas del recibo de la luz, los peores augurios se han concretado y la de Sidenor puede ser la primera de una serie de decisiones en cadena con nefastas consecuencias para una industria que se está recuperando lentamente de la crisis de la pandemia. 

De entrada, Sidenor ya advertía ayer tras anunciar su decisión a la plantilla de que la parada de producción de 20 días alternos hasta finales de año, no solucionará el problema de fondo, y serán necesarias "otras medidas" de persistir el "actual panorama de descontrol en los precios eléctricos". 

Según señala la empresa,  sus costes por electricidad se han incrementado un 25%, y paga actualmente 260 euros por MWh, cuando el año pasado pagaba 60 euros por MWh.

Ante el temor de que el anuncio de Sidenor no vaya a ser un caso aislado y más empresas tengan que parar la producción para compensar el coste de la luz, las presiones hacia el Gobierno de Pedro Sánchez se intensifican para que se tomen medidas.

Por un lado, el Ejecutivo vasco, que se reunirá el viernes con los sectores industriales más afectados por el coste de la energía prepara una batería de medidas que trasladará al Gobierno central para intentar minimizar el impacto del recibo en la industria.

Ayer desde el departamento que dirige Arantza Tapia exigían a Pedro Sánchez que actuara de forma más "contundente" en la búsqueda de soluciones.

La presiones a Sánchez para que tomen medidas efectivas que minimicen el impacto llegarán también al Congreso de los Diputados. El diputado Aitor Esteban preguntará mañana miércoles directamente al presidente Pedro Sánchez "cómo piensa solucionar la probable repercusión de los costes de la electricidad en la industria" durante la sesión de control al Gobierno en el Congreso de los Diputados.

La pregunta llega a las puertas de entrar en harina en la negociación presupuestaria y el coste de la energía para la industria vasca es una de los temas recurrentes del PNV en sus reivindicaciones económicas al Gobierno central.

Ya en la negociación de los presupuestos de 2017 el PNV pactó la rebaja de los peajes eléctricos para la industria vasca con el Gobierno del PP, aunque fue el acuerdo ya con el Gobierno del PSOE en 2018 el que la desbloqueó, por lo que no sería de extrañar que el tema de la energía y su coste para la industria fuera de nuevo un apartado en las negociaciones presupuestarias junto a la Y vasca, o el traspaso del IMV.

Sin comentarios desde la patronal


Pese a las repercusiones que puede tener que decisiones como la de Sidenor se extiendan en el conjunto del sector industrial vasco, el anuncio de esta empresa pilló a la patronal vasca en pleno puente festivo y fue recibido con el más absoluto de los silencios.

Pese a los intentos de Crónica Vasca de contactar con la cúpula empresarial, tanto Confebask como sus territoriales ignoraron la petición, declinaron valorar la situación o señalaron que "no tenían nada que decir al respecto", pese a que los costes energéticos están lastrando  de forma muy significativa la competitividad de sus empresas asociadas.

 

Energía más cara que en Francia y Alemania

Desde la Asociación de Empresas Grandes consumidoras de Energía, AEGE, reiteraron ayer que situaciones como la anunciada ayer por Sidenor es algo de lo que vienen alertando desde hace meses. 

Fuentes de esta asociación llaman la atención sobre las grandes diferencias que existen entre los costes de la energía entre España y países como Francia o Alemania, donde se encuentran sus principales competidores, países en los que las empresas tienen ayudas que compensan esa subida del precio de la energía.

Según el barómetro de la energía que elabora esta asociación, en la que engloban empresas como Sidenor, Arcelor Mittal, Tubos Reunidos o Carburos Metálicos durante el mes de septiembre, el precio medio del mercado diario ha sido de 156,15 euros por MWh, un 272,1% superior al precio medio de septiembre de 2020. Este precio ha sido un 21,6% superior al de Alemania y un 15,4% superior al de Francia.

La AEGE,¡ constata que en los primeros nueve meses del año 2021 los precios eléctricos de Alemania y Francia han sido inferiores a los de nuestro mercado. Además, para la industria electrointensiva española se estima un precio a fin de año en España de 116,44 euros MWh, más del doble que el precio francés, que es de 48,13 euros por MWh, y más de 36 euros por MWh que el alemán,que es de 80,41 euros MWh.

 

Lo más leído
Destacados