Pásate al MODO AHORRO

El retraso de tres años para renovar la Junta Arbitral del Concierto acumula cientos de expedientes

Violeta Ruiz toma posesión como nueva presidenta de un organismo que se refuerza en personal y medios técnicos y que tiene ya un calendario de trabajo para avanzar la tarea atrasada

El consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, con la secretaria de Estado de Hacienda, Inés Bardón, rodeados por la presidenta de la Junta Arbitral, Violeta Ruiz, a la derecha. Y, a la izquierda, los vocales Javier Muguruza y Sofía Arana./ EP
El consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, con la secretaria de Estado de Hacienda, Inés Bardón, rodeados por la presidenta de la Junta Arbitral, Violeta Ruiz, a la derecha. Y, a la izquierda, los vocales Javier Muguruza y Sofía Arana./ EP

El presidente saliente de la Junta Arbitral del Concierto, Gabriel Casado, ha reprochado a los Gobiernos central y vasco que "tres años son demasiados" para renovar el órgano encargado de dilucidar los conflictos entre las haciendas forales y la del del Estado sobre el Concierto. Ha sido una referencia directa al periodo de tiempo que han tardado ambas administraciones en renovar esta institución. Durante este plazo, según ha explicado Casado, se han acumulado cientos de expedientes que afectan a "contribuyentes y a la seguridad jurídica". Para hacer frente a esta situación, el acuerdo alcanzado en la Comisión Mixta de Concierto reforzará la estructura con dos técnicos que asistirán a los tres miembros de la Junta, la nueva presidenta. Violeta Ruiz, el vocal Javier Muguruza, que se mantiene, y Sofía Arana. 

En el acto que servía para la puesta de largo de la nueva Junta Arbitral del Concierto, el consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, ha reconocido también el retraso y ha destacado la importancia del fortalecimiento de la estructura de la oficina con nuevos medios personales y técnicos. La Junta Arbitral es el organismo previsto por el Concierto para dilucidar de un modo "extrajudicial" los conflictos de interpretación que puedan darse entre las haciendas sobre el tratamiento de impuestos a contribuyentes o cuestiones relacionadas con esta herramienta del autogobierno fiscal. El objetivo es evitar la judicialización del concierto y sembrar de recursos a los tribunales las normativas fiscales, así como dar sentido de interpretación a la norma. Su composición responde a la naturaleza de "concertación" y ambas administraciones pactan los nombramientos de sus miembros. Este viernes se ha presentado a la nueva presidenta, Violeta Ruiz, doctora en Derecho por la Universidad Carlos III y letrada del Tribunal Constitucional entre 2011 y 2020. 

Respaldo a las realidades fiscales vascas

Ruiz ha señalado que uno de sus retos es "resolver un buen número de asuntos, algunos de ellos complejos, que llevan tres años parados". Una tarea para la que ya se ha realizado un primer calendario de trabajo. La nueva presidenta ha destacado la importancia de la "concertación" y de la participación de las partes de modo acordado para avanzar esta tarea. Azpiazu ha señalado también la importancia de esta naturaleza "bilateral" del órgano renovado que respalda el "autogobierno fiscal vasco". 

La secretaria de Estado de Hacienda, Inés Bardón, ha destacado que este acuerdo responde al "compromiso del Gobierno de España con el régimen foral vasco" y ha apostado por resolver las diferencias en la vía del diálogo y la deliberación como herramientas para reducir la deliberación. 

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído
Destacados