Pásate al MODO AHORRO

La transferencia del IMV a Euskadi será efectiva desde el 16 de marzo

El Ejecutivo vasco se encargará de la tramitación, el reconocimiento y el pago del IMV y pondrá fin a la encomienda de gestión por la que se regía hasta ahora

La ministra de Política Territorial, Isabel Rodríguez, y la consejera de Gobernanza Pública y Autogobierno, Olatz Garamendi./ EP
La ministra de Política Territorial, Isabel Rodríguez, y la consejera de Gobernanza Pública y Autogobierno, Olatz Garamendi./ EP

La Comisión Mixta de Transferencias se reunirá el próximo 16 de marzo para refrendar el traspaso a Euskadi del Ingreso Mínimo Vital (IMV). Según han confirmado a EFE fuentes del Gobierno central, el objeto del encuentro será exclusivamente la firma de dicha transferencia, que fue acordada el pasado 23 de febrero y por el que el Ejecutivo de Iñigo Urkullu asumirá las funciones de gestión del IMV.

La transferencia será íntegra y tendrá un carácter indefinido en el tiempo, un aspecto que quedó encarrilado en las últimas semanas de negociación entre los gobiernos central y vasco.

El acuerdo "respeta los estándares de lo que debe ser una transferencia", así como el régimen de financiación del Concierto Económico, vía Cupo, con lo que Euskadi pagará con cargo a sus presupuestos los importes correspondientes a la prestación del IMV, señaló el Gobierno Vasco cuando anunció el acuerdo.

El Ejecutivo vasco se encargará de la tramitación, el reconocimiento y el pago del IMV y pondrá fin a la encomienda de gestión por la que se regía hasta ahora la gestión de esta prestación en la Comunidad Autónoma.

La última reunión de la Comisión Mixta de Transferencias tuvo lugar el 10 de mayo de 2021, y fue presidida por el entonces ministro de Política Territorial y Función Pública, Miquel Iceta, y el consejero vasco de Seguridad, Josu Erkoreka.

En ese encuentro fueron transferidas cuatro competencias al País Vasco, entre ellas la gestión de las prisiones por la que los centros penitenciarios de Basauri (en Bizkaia), Nanclares (Álava) y Martutene (Gipuzkoa), que albergan a 966 internos, pasaron a depender del Gobierno vasco. 

Archivado en:

Destacados