Pásate al MODO AHORRO

Arza (UGT): "Espero que los empleados de Mercedes reafirmen con su voto nuestra apuesta de futuro"

El secretario general de UGT Euskadi reivindica el convenio en víspera de las elecciones en Mercedes frente a sindicatos "que no han firmado ningún convenio en los últimos 25 años"

El secretario general de UGT Euskadi, Raúl Arza / CV
El secretario general de UGT Euskadi, Raúl Arza / CV

La inflación ya está en el 6,9%. Hay quienes dicen que, visto con perspectiva, el acuerdo de Mercedes, con la subida del 6% para este año, no era tan malo

Nosotros como sindicato lo que no entendemos es que otros que han firmado peores condiciones en otros sectores digan que no valen para la Mercedes. Nosotros siempre ponemos el ejemplo de la construcción de Gipuzkoa. ELA, a la vez que rechazaba el convenio de Mercedes, firmó un 4,5% para el sector de la construcción en Gipuzkoa, con salarios bastante más bajos que en la Mercedes. Para nosotros en Mercedes, más allá de la subida económica -que es del 19%-, lo más importante es tener una garantía de estabilidad y de futuro para la planta. Sin un convenio firmado para los próximos años este centro hubiera tenido muy difícil la adjudicación de un modelo que garantice el futuro de la empresa más allá de 2035.

Ahora llega la contienda electoral. ¿Qué perspectivas percibe?

Esperamos que los trabajadores y las trabajadoras reafirmen con su voto esa apuesta de futuro. Conviene recordar que hay algunos sindicatos que no han firmado ningún convenio en Mercedes en los últimos 25 años. Y la UGT siempre ha sido un actor clave en lo que ha sido garantizar el futuro y la mejora de los trabajadores y las trabajadoras, no sólo desde el punto de vista económico, sino desde el punto de vista de la calidad del empleo. En los ultimos años la planta ha pasado de 3.000 trabajadores a casi 5.000 y con un aumento de la contratación indefinida muy importante.

Yo creo que eso es lo que trae la consolidación de una empresa tractora del país, con miles y miles de trabajadores que dependen de la buena marcha de esa empresa y con un porcentaje muy importante de nuestro PIB y de ingresos a las arcas de la Diputación, que posibilitan el mantenimiento de unos servicios públicos de calidad. Esperemos que los trabajadores sepan y hayan entendido ese mensaje y que consoliden este proyecto que garantiza buenas condiciones para ellos y para el futuro de la empresa con su voto.

Raúl Arza, secretario general de UGT Euskadi, en su despacho / Ainhoa Górriz
Raúl Arza en su despacho de UGT Euskadi durante la entrevista con 'Crónica Vasca' / CV

Sin un convenio firmado para los próximos años este centro hubiera tenido muy difícil la adjudicación de un modelo que garantice el futuro de la empresa

En el otro buque insignia de la automoción, que es Michelin, también se está votando esta semana

Las perspectivas allí para nosotros son buenas. Las condiciones de los trabajadores y las trabajadoras en Michelín, gracias a los acuerdos que hemos firmado, son buenas. Esperamos que, como en el caso de Mercedes, los trabajadores entiendan una apuesta por la garantía del futuro de la empresa en una situación complicada, porque Michelin tiene una situación complicada como consecuencia de la situación del sector. Vamos a ver. Esperemos que los trabajadores pongan en valor ese trabajo, sobre todo, para garantizar el futuro de la empresa

¿Cómo es su relación con Mitxel Lakuntza?

Desde el punto de vista personal tengo una buena relación con él. Pero desde el punto de vista de política sindical no tenemos ninguna relación más allá de las reuniones que se pueden hacer como consecuencia de la renovación de nuestros congresos, donde tenemos un encuentro

El secretario general de UGT Euskadi, Raúl Arza / Ainhoa Górriz
El secretario general de UGT Euskadi, Raúl Arza / CV

ELA convierte la huelga en una herramienta no para la mejora de los trabajadores y las trabajadoras, sino para la mejora afiliativa

Pepe Álvarez estuvo hace unas semanas aquí con los trabajadores de Mercedes y, en entrevista con este periódico, llegó a decir que "con la nación no se come". ¿Suscribe esas palabras?

Nosotros pensamos que cada organización sindical puede tener el modelo de país que quiera, pero que tenemos que ser capaces de darle respuesta a los trabajadores. Y para nosotros en este momento creo que sería muy importante la unidad de acción. En algunos sectores la estamos teniendo, pero luego nos despachamos con ruptura de la unidad y acciones unilaterales como en el metal de Álava. Nosotros lo que ponemos en valor es que siempre vamos a defender a los trabajadores y las trabajadoras como lo hemos hecho en las residencias de Gipuzkoa: hemos sido fuertemente criticados y luego el 99% de los trabajadores se han adherido a ese convenio de eficacia limitada.

Nuestro modelo de sindicato es un modelo que combina la negociación con la movilización. La huelga, para nosotros, es una herramienta y no un fin en sí mismo. Estamos viendo muchas veces que ELA convierte la huelga en una herramienta no para la mejora de los trabajadores y las trabajadoras, sino para la mejora afiliativa.

¿Y qué piensa de eso?

Nosotros ponemos a los trabajadores y las trabajadoras por encima del crecimiento como sindicato. Y ahí luchas que hemos conseguido. Insistiendo en el sector de las residencias de Gipuzkoa, con una subia del 13,5% en los próximos años. Después de grandes movilizaciones y grandes huelgas por parte de ELA. (Pausa)

Pero bueno, yo tampoco tengo muchas ganas de hablar de ELA. De lo que quiero hablar es del trabajo nuestro y esperamos que, en este proceso de renovación de más de 8.500 delegados que tenemos, la UGT siga la senda de crecimiento que está teniendo en los últimos años, en los que hemos remontado la situación desde el punto de vista de representación y desde el punto de vista afiliativo

Destacados