Pásate al MODO AHORRO

La CNMV aprueba el Aerofondo a pesar de los intereses de sus gestores en el sector

Los gestores del fondo en España, ACE Capital, son los mismos que gestionan 13 empresas aeronáuticas en Francia y una en España que podrían generar incompatibilidades

El avión Beluga de Airbus en su campus aeronáutico de Madrid / EP
El avión Beluga de Airbus en su campus aeronáutico de Madrid / EP

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha aprobado el Aerofondo español, llamado ACE Aerofondo para canalizar las ayudas a la cadena de proveedores del sector aeronáutico. La herramienta está constituida por el Gobierno de España, a través de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), que ha aportado 33 millones de euros, el principal constructor europeo, Airbus, con 28 millones, Tikehau Capital, con otros 33 millones e Indra, que ha puesto 5 millones. En total, 100 millones de euros destinados a ayudar a estas empresas del segundo escalafón del sector. El problema reside en quiénes serán los que gestionarán y decidirán la inversión de este dinero entre las empresas. La encomienda ha sido para Ace Capital Partners, precisamente quién da el nombre al fondo y que es una de las marcas de Tikehau. El caso es que este gestor es el mismo que maneja el aerofondo en Francia y, además, en su cuadro de directivos hay empresarios del sector aeronáutico en España. 

Estos problemas han prolongado durante cinco meses el análisis de incompatibilidades de la CNMV que, finalmente ha dado luz verde para que comiencen sus operaciones. El hecho de que el Aerofondo no distribuya ayudas, sino que tome participaciones en las empresas necesitadas, da a sus responsables un acceso total a la información de sus participadas entre las que pueden surgir problemas de competencia. De hecho, muchas de las empresas proveedoras del sector aeronáutico en Euskadi, compiten con compañías del sur de Francia que también venden a los grandes productores vascos como Aernnova o ITP y que podrían verse en la tesitura de compartir dueños y miembros del consejo de administración. 

La herramienta, en cualquier caso, es esperada por el sector aeronáutico como un balón de oxígeno para hacer frente al parón de los pedidos, ya que ofrece inyectar dinero a empresas proveedoras de segundo nivel (Tier 2 e inferiores). Según los datos de la SEPI, son más de 70 empresas auxiliares de tamaño medio podrán beneficiarse de este fondo.

El gestor del fondo tiene participaciones en 13 empresas francesas

Se trata de una reivindicación de las empresas que venían planteando desde hace tiempo y un recurso que lleva años funcionando en países como Francia o Alemania. La inyección económica a las compañías se canalizará a través de dos vías: préstamos participativos o directamente con la toma de participaciones en las empresas. Y es precisamente ahí donde ha surgido la cuestión que analiza la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). El gestor del aerofondo establecido por el Gobierno de España y Airbus es ACE Capital Partners, un fondo que cuenta con participaciones en 13 empresas del sector solamente en Francia y que pueden generar incompatibilidad con las aeronáuticas españolas. 

El gestor del fondo, ACE Capital, está presidido por el que fuera vicepresidente de Airbus, Marwan Lahoud, y que gestiona actualmente también el aerofondo de Francia además de tener numerosos intereses en el sector. Uno de sus socios operativos es Domingo Ureña que es, además, presidente de Mecanizados y Montajes, una de las empresas Tier2 que operan en España. 

El papel de Airbus mientras recorta su presencia en Andalucía

La creación de este fondo formaba parte del acuerdo alcanzado a finales de julio de 2020 entre el fabricante europeo y el Gobierno de España, como parte de sus negociaciones para tratar de mantener el empleo de Airbus después de que la empresa anunciara un recorte de plantilla que inicialmente iba a afectar a 1.600 trabajadores y el cierre de su planta en Puerto Real. Un punto que hace que muchos agentes del sector vean aún con más sospechas la operación. Y es que la influencia de Airbus en el Aerofondo le puede permitir orientar las ayudas para resolver la distribución de las carga de trabajo de sus instalaciones. 

Euskadi ofreció aportar al aerofondo

El fondo está dotado con 100 millones de euros y el Gobierno ya ha anunciado que está previsto estudiar futuras ampliaciones. Así lo ha anunció cuando anunció el pasado mes de febrero el Plan de Choque de la Aeronáutica en el encuentro con el presidente de Airbus en la Moncloa. El Gobierno vasco, a través del departamento de Desarrollo Económico que dirige Arantxa Tapia, ofreció aportar también dinero para la dotación del aerofondo. Una propuesta que quedó sin respuesta. 

Lo más leído
Destacados