Pásate al MODO AHORRO

ELA rechaza medidas "drásticas" en Mercedes por su "rentabilidad económica altísima"

Sindicalistas de ELA frente a la factoría de Mercedes en Vitoria./ ELA
Sindicalistas de ELA frente a la factoría de Mercedes en Vitoria./ ELA

ELA ha advertido de que no aceptará medidas "drásticas" en una planta "con una rentabilidad económica altísima" como Mercedes Benz Vitoria, tras el anuncio de posibles ajustes en la planta, donde se tiene previsto prescindir de los eventuales a partir de enero y no se descarta tener que aplicar EREs. En un comunicado, ELA ha señalado que estamos inmersos en "un momento coyuntural de bajada de la producción debido a la pandemia y sus consecuencias", por lo que ha considerado que "todas las medidas deben de aplicarse en ese sentido circunstancial" y ha advertido que "las medidas ayer anunciadas por la empresa y hoy publicitadas en los medios, no parecen que vayan en ese camino". "Cuestión que también se va a trasladar inevitablemente a las subcontratas del parque de proveedores, donde miles de personas trabajan", ha remarcado.

400 empleos menos

Según ha indicado el sindicado, para el año 2021 se prevé "una producción de 131.500 unidades, para la cual, en vez de recurrir a los infinitos modelos productivos que están recogidos en el convenio, la dirección de Mercedes propone un nuevo modelo, una forma de trabajar nueva, con la que se busca crear una gran incertidumbre". De igual manera, ha dicho que "este nuevo sistema productivo conlleva el prescindir de una parte muy importante del colectivo de eventuales, que durante los últimos años ha sido estructuralmente necesario para sacar la producción adelante". "Si hacemos caso a las últimas renovaciones de estas semanas, estamos hablando que para finales de diciembre más de 400 personas perderán su puesto de trabajo", ha alertado en declaraciones recogidas por Europa Press.

Tras recordar que el próximo año tocan las negociaciones del nuevo convenio, ha considerado que la empresa "busca crear un contexto de inestabilidad, para luego sacar partido de la situación de cara a la negociación". Desde ELA, han asegurado que no van a aceptar "ninguna medida que no vaya ligada al contexto en el que nos encontramos". "No puede ocurrir que en una planta con una rentabilidad económica altísima los últimos años, se puedan aplicar medidas drásticas como de las que se están hablando", ha reiterado. El sindicato ha señalado que van a estar "muy atentos por si la intención final de la empresa es perpetuar esas medidas manteniéndolas en el tiempo y así empeorar las condiciones laborales de la plantilla".

Lo más leído
Destacados