Pásate al MODO AHORRO

La expansión de Euskaltel en España con Virgin revaloriza la empresa con miles de nuevos clientes

Con la marca Virgin Telecom la compañía ha ganado 115.000 nuevos clientes, mientras ha perdido nuevos usarios con sus marcas tradicionales en la zona norte

Tienda Euskaltel. / CV
Tienda Euskaltel. / CV

Euskaltel cumple un año de su expansión en el resto de España a través de la marca Virgin Telecom, con la que la empresa se ha revalorizado. En este año, la nueva marca ha captado 115.000 nuevos clientes de los que 92.000 son de fibra y 24.000 de móvil.


Esta expansión fuera de la zona norte, iniciada tras la entrada del fondo Zegona en el capital y del cambio de dirección en la compañía, es precisamente lo que ha impulsado el crecimiento de la empresa en este año, ya que mientras la Virgin crecía fuera, Euskaltel  ha perdido clientes en sus feudos tradicionales. En total,  ha perdido 23.000 clientes de servicios móviles y de fibra en el País Vasco, Galicia, y Asturias. Las tres comunidades autónomas donde el grupo mantiene las marcas originarias: Euskaltel en Euskadi, R Cable en Galicia y Telecable en Asturias. Según se recogía en la presentación de resultados anuales,  actualmente Euskaltel, R Cable y Telecable presentarían 746.000 clientes frente a los 769.000 que tenían hace un año. Por lo tanto, una pérdida de 10.000 usuarios móvil y de 13.000 de fibra. 

Frente al parón de la zona norte, la expansión de la marca Virgin ha superado las expectativas que se había marcado la empresa en su plan de negogio, ya que, según ha señalado la compañía, actualmente cubre 24 millones de hogares en todo el territorio nacional  "una cifra también por encima de los 18 millones que estaban previstos".

 El éxito de la expansión es precisamente una de las cuestiones que han aumentado el valor de la empresa en el mercado  de las telecomunicaciones y que han llevado a la  OPA de MásMóvil para hacerse con el 100% de las acciones de la operadora. Una operación que está en estos momentos pendiente de las aprobaciones necesarias por las administraciones y en la que MásMóvil está dispuesta a pagar 2.000 millones de euros.

"Estamos muy orgullosos de haber superado ampliamente nuestras expectativas en este primer año de vida de la compañía. Gracias al impresionante esfuerzo del equipo -que desde el principio con los vientos de la situación sanitaria a nivel nacional en contra y a lo largo de este duro año-, hemos sabido ofrecer nuestros servicios de una forma transparente, sencilla y flexible, situando siempre al cliente en el centro de nuestra estrategia de negocio y escuchándole. Porque escuchando, conociendo y comprendiendo a los usuarios, hemos podido alcanzar las grandes cifras que nos avalan hoy. 2021 seguro que nos depara grandes logros y continuaremos en esta senda de crecimiento aportando valor", ha señalado José Miguel García, consejero delegado del Grupo Euskaltel.

El éxito de la expansión es precisamente una de las cuestiones que han aumentado el valor de la empresa en el mercado  de las telecomunicaciones y que han llevado a la  OPA de MásMóvil para hacerse con el 100% de las acciones de la operadora. Una operación que está en estos momentos pendiente de las aprobaciones necesarias por las administraciones y en la que MásMóvil está dispuesta a pagar 2.000 millones de euros- 

El Grupo Euskaltel ha cerrado el primer trimestre de este año en rojo, con pérdidas de 2,1 millones frente a los 19,1 millones que ganó en el mismo periodo del año pasado. Los beneficios del grupo han estado penalizados por la pandemia, la expansión nacional a través de Virgin, las campañas de fidelización de clientes y la OPA de MásMóvil anunciada el pasado 29 de marzo, que ha paralizado la renegociación de los acuerdos con los mayoristas.  En este contexto, el arranque del año lleva a un descenso del Ebitda hasta los 73 millones de euros frente a los 87 millones del los tres primeros meses de 2020 y a unas pérdidas de 2,1 millones de euros.

 

 

 

Archivado en:

Lo más leído
Destacados