Pásate al MODO AHORRO

El Gobierno vasco tira la toalla con la venta de las instalaciones de Epsilon Euskadi

El Parque Tecnológico de Álava prevé actuar sobre el pabellón que acoge el primer túnel del viento de Euskadi para convertirlo en un edificio "multiempresa"

Instalaciones de Epsilon Euskadi en el Parque Tecnológico de Miñano cuando estaban en uso / Idom
Instalaciones de Epsilon Euskadi en el Parque Tecnológico de Miñano cuando estaban en uso / Idom

Epsilon Euskadi, el sueño de la Fórmula1 vasca se ha quedado reducido a unas instalaciones de 13.000 metros cuadrados que el Parque Tecnológico de Miñano lleva tratando de vender durante años, a más de 16 millones de euros en ayudas públicas pérdidas y a una factura de más de 16 millones de euros que debe pagar el Gobierno vasco por avalar un crédito para el proyecto con sus propias instalaciones. La especificidad del espacio y el envejecimiento de la tecnología ha hecho que ninguna de las opciones que se han barajado haya terminado por concretarse. Por eso la Red de Parques que depende del Gobierno vasco planea impulsar este año unas obras que permitan el rediseño de la instalación modificando los actuales espacios en un "edificio multiempresa" para el que prevé la redacción de un proyecto y la ejecución de las obras necesarias en el edificio Marie Curie que ha presupuestado, de momento, en 300.000 euros. 

Miñano paga un millón de euros anual por unas instalaciones vacías

Desde que el proyecto de Joan Villadelprat se estancara definitivamente en 2011 el edificio E9 del Parque Tecnológico de Miñano solo ha proporcionado dolores de cabeza al Gobierno vasco. El juicio al empresario catalán que dirigía la empresa automovilística terminó con una condena por mala gestión de 900.000 euros, aunque en el procedimiento penal quedó absuelto. El fin de Epsilon, tras haber recibido más de 16 millones de euros en ayudas, fue la solicitud de un crédito a Kutxabank por otros 16 millones que avaló el Parque Tecnológico alavés y que tras la quiebra de Epsilon, fue una deuda que recayó sobre la empresa pública. Desde entonces, Miñano debe abonar un millón de euros al año hasta 2032. 

El proyecto de reconversión está dotado en 2021 con 300.000 euros

En los últimos años se han intentado buscar diferentes empresas para instalarse en el antiguo edificio, tasado en su día en 23 millones de euros y que posee una teconología que ya se ha quedado un tanto desfasada. Su principal activo, el túnel del viento, ha perdido competitividad y requiere una importante inversión de al menos medio millón de euros para que pueda ser operativo. Por eso, los planes de la Red de Parques Tecnológicos de Euskadi pasan ahora en reordenar parte del edificio para que pueda ser "multiempresa" acogiendo a diferentes activiades y cerrando la puerta definitivamente a una operación en conjunto. Así, en el proyecto de Presupuestos del Gobierno vasco, la memoria anuncia la "redacción de proyecto y ejecución de obras para la habilitación y puesta en marcha del Edificio Marie Curie para su transformación en un edificio multiempresa". Unas actuaciones para las que cuenta con una partida de 300.000 euros. 

Destacados
Lo más leído