Pásate al MODO AHORRO

ITP crece con la planta de Reino Unido que le ha adjudicado Rolls Royce en pleno proceso de venta

ITP gana valor estratégico ampliando los componentes del motor que puede fabricar y consolida su posición de referencia internacional entre los fabricantes Tier1 de motores de aeronaves

Antigua planta de Rolls-Royce en Hucknall (Reino Unido). / EP
Antigua planta de Rolls-Royce en Hucknall (Reino Unido). / EP

ITP Aero ha integrado la antigua planta de Rolls-Royce en Hucknall (East Midlands, Reino Unido) junto con la ingeniería de diseño y la gestión de la cadena de suministro asociadas a complex fabrications. Esta integración supone la incorporación a su vez de en torno a 700 empleados a su plantilla global, que asciende a 4.300 en todo el mundo. 

Como resultado de la integración, el Reino Unido se convierte en el segundo país más importante en términos de plantilla y presencia industrial para ITP Aero, que cuenta ahora con tres centros (Hucknall, Whetstone y Lincoln) y aproximadamente 900 empleados en total. Según han informado fuentes de la compañía aeronáutica, esta incorporación llega en línea con el anuncio de dicha adquisición, que tuvo lugar el 3 de diciembre de 2020.

De esta forma, ITP Aero se convierte en propietaria de las instalaciones de Hucknall, "reforzando el posicionamiento de la empresa como compañía líder global del sector aeronáutico" tal y como han señalado desde la empresa. Además de la planta del centro de Hucknall, la ingeniería de diseño y la gestión de la cadena de suministro asociadas a complexfabrications se transfieren a ITP Aero.

Revalorizar ITP de cara al proceso de venta

La operación busca reforzar a la aeronáutica con sede en Zamudio en pleno proceso de venta. Con esta integración, Rolls Royce completa en ITP la fabricación de gran cantidad componentes de los motores de aeronaves en plenas negociaciones con los interesados en la compra. Según informó ´Crónica Vasca´ los fondos de inversión han trasladado al fabricante británico que consideran que está solicitando demasiado dinero por ITP, dados los condicionantes de desarrollo que tendrá la factoría para seguir trabajando como proveedor de Rolls Royce. 

Los productos producidos en Hucknall, que incluyen fabrications, combustores, y fan outletguides vanes (OGVs), que son complementarios a los fabricados en otras instalaciones de ITP Aero, se suman a partir de ahora al portfolio de productos de la empresa.

La planta de Hucknall es un referente en la industria de la aviación. Durante la Segunda Guerra Mundial, la planta de Hucknall fue el lugar donde se realizó el primer vuelo del P-51 Mustang con el motor Merlin y el escenario del desarrollo de los aviones de despegue vertical, que se probaron por primera vez en 1954.

ITP Aero ha anunciado a su vez su compromiso para mantener "el importante legado aeronáutico de Hucknall" y seguir apoyando su papel en el futuro de la aviación, trabajando de cara a un sector cada vez más sostenible, a través de programas como el UltraFan de Rolls-Royce.

En ese sentido, el CEO de ITP Aero, Carlos Alzola, ha señalado que este anuncio es "un hito importante" para ITP Aero, ya que Hucknall se convierte en "una parte fundamental" de la compañía. "Estamos muy ilusionados por comenzar a trabajar junto a los profesionales, de cara a maximizar las oportunidades y reponernos juntos del impacto de la pandemia de Covid-19", ha precisado.

Desde ITP han añadido en su comunicado que la integración de la antigua planta de Rolls-Royce en Hucknall, no tiene "ningún impacto" en el anuncio de Rolls-Royce del 27 de agosto de 2020, en relación con una posible venta de ITP Aero" ya que, tal y como han aclarado "ITP Aero es un socio clave para Rolls-Royce y mantendrá una relación a largo plazo con la empresa en sus programas aeronáuticos civiles y de defensa".

Lo más leído
Destacados