Pásate al MODO AHORRO

MásMóvil se come a Euskaltel. ¿Y ahora qué?

La absorción, que dará lugar al cuarto operador de telecomunicaciones del Estado, tiene todavía muchas incógnitas

Un momento de una de las últimas  Juntas de Accionistas de Euskaltel/ Europa Press
Un momento de una de las últimas Juntas de Accionistas de Euskaltel/ Europa Press

La OPA amistosa que dejará Euskaltel en manos de MásMóvil convertirá a la nueva empresa que surja de la absorción en el cuarto operador del Estado. El proceso acaba de empezar y tiene por delante un largo recorrido que se alargará al menos durante seis meses, hasta que la operación  cuente con todas las autorizaciones necesarias. En este camino se irán despejando algunas de las muchas incógnitas que se abren tras la presentación de la OPA.

¿Seguirá siendo vasca Euskaltel? 

La documentación presentada por MásMóvil a la CNMV especifica que se mantendrá la sede en Euskadi al menos cinco años. A partir de entonces tendrá que ser aprobado por el 90% del consejo de administración. Pero perdida la presencia vasca en el consejo en forma del accionista de referencia que era Kutxabank, trascurrido ese periodo de tiempo, todo queda abierto, porque no se sabe si los que conformen entonces ese consejo estarán comprometidos con mantener la sede en Euskadi. Por otro parte, una cosa es la sede y otra el centro de decisión. En el caso de MásMóvil, la sede está en San Sebastián, pero su centro de decisión está en Madrid.

¿Mantendrá el empleo?

Lo mismo que en el caso de empleo, de momento, sí. El comprador se compromete a no poner en marcha ningún ERE de aquí a 5 años, lo que en principio es una garantía de seguridad para la plantilla en el medio plazo. MásMóvil recordaba ayer que cuando han comprado otras empresas no se ha destruido empleo sino que ha aumentado.

¿Son empresas que pueden ser complementarias?

En principio, la empresa compradora dice que sí, que son complementarias, lo que les permitirá hacer sinergias y crecer. El propio consejero delegado (CEO) de MásMóvil, Meinrad Spenger, ha defendido esa complementariedad, recordando que Euskaltel no "no tenía una red propia de móvil, ni la última tecnología de la fibra óptica" que ahora  aportará la empresa compradora. Por contra, "Euskaltel tiene mucha experiencia en el mundo empresarial, con grandes clientes, y MásMóvil está más orientada al mercado residencial, a los consumidores finales". Una combinación que "puede ser muy útil y Euskaltel puede liderar para toda España la iniciativa del grupo MásMóvil para el segmento empresarial", ha adelantado Spenger.

¿Qué va a pasar con la red de fibra óptica?

Euskaltel estaba en proceso desarrollar su red de fibra óptica a través de la filial FiberCo, en la que daría entrada a nuevos socios para llevar a cabo un proceso de modernización de la red que precisará una inversión de 364 millones de euros. De ahí que Euskaltel buscara socio para desarrollarlo y mantuviera negociaciones con tres fondos, First State Investments, la gestora francesa Infravia y Fiera Capital. Lógicamente, la OPA deja en suspenso, de momento esta  esta operación y la decisión de cómo se aborda la modernización de esta red  estará en manos de sus nuevos dueños. 

¿Cambiará algo para los usuarios?

De momento no cambia nada. En principo se mantiene las marcas y las ofertas diferenciadas de cada una de las empresas. Euskaltel, R-Cable y Telecable (en Euskadi, Navarra, Asturias y Galicia) y Virgin en la expansión en el resto de España. La oferta comercializadora posterior está por determinar.

¿Cómo influye esta operación en Guuk?

Otra de las incógnica es el futuro que tendrá esta empresa  surge de la mano de MásMóvil para hacer competencia a Euskaltel en el terreno de móvil. Cuando culmine la operación de absorción Euskaltel y Guuk ya no será competencia, sino que pertenecerán a la misma empresa y habrá que determinar si existe espacio en le mercado para ambas marcas compartiendo territorio.

 

 

 

Archivado en:

Destacados
Lo más leído