Pásate al MODO AHORRO

Once meses desde la tragedia del vertedero de Zaldibar

El derrumbe tuvo lugar en febrero y sepultó a dos empleados, los restos de uno de ellos siguen sin aparecer.

Manifestación por el derrumbe del vertedero de Zaldibar / EFE
Manifestación por el derrumbe del vertedero de Zaldibar / EFE

Han pasado casi 11 meses desde el derrumbe del vertedero de Zaldibar en la A-8 que sepultó a dos empleados. Sus familias siguen sin una respuesta clara de lo que ocurrió por parte de las autoridades. La situación respecto al vertedero vizcaíno sigue sin esclarecerse y hay aún muchas dudas desde ese fatídico seis de febrero. La situación de la pandemia no ha ayudado a la investigación y ha ralentizado los procesos. No se sabe aún que fue lo que provocó el derrumbe de este vertedero privado, que pertenece a la empresa Verter Recycling en Zaldibar y que recibía residuos no urbanos, materiales de construcción, restos siderúrgicos, lodos de papel... El problema de donde trasladar estos residuos, que se acumulaban en el vertedero, sigue presente a día de hoy. 

6 de febrero

Principios de febrero, como cualquier otro día, Alberto Sololuze y Joaquín Beltrán acuden a trabajar a la báscula del vertedero vizcaíno de Zaldibar. A las cuatro de la tarde se produce una avalancha que se lleva por delante árboles y tierra a su paso por la ladera. Un total de medio millón de metros cúbicos de tierra caen desde el vertedero hasta la calzada que conecta la autopista de Bilbao con Donostia. Sololuze y Beltrán quedan sepultados bajo los escombros. Las labores de rescate empiezan en ese mismo momento, sin éxito. El tráfico de la autopista permanece varios días cerrado. 

7 de febrero

A la madrugada la labores de búsqueda se suspenden al encontrarse amianto en la zona. El hallazgo de este material tóxico y las advertencias de los geólogos de que el terreno es "inestable" no frenan las labores de rescate, que se reanudan esa misma tarde por la Ertzaintza y los bomberos. 

Dos trabajadores en el vertedero de Zaldibar (Bizkaia)/ EFE
Dos trabajadores en el vertedero de Zaldibar / EFE

8-9 de febrero

Continua la acción coordinada entre la Ertzaintza y los bomberos para rescatar a los dos trabajadores del vertedero, mientras las familias sufren una pesadilla constante por la falta de respuestas en las labores de rescate. El Gobierno y la empresa propietaria ofrece poca información a la sociedad sobre lo ocurrido. La incertidumbre se apodera de Zaldibar. 

Es el sindicato de la Ertzaintza, Erne, quien denuncia que las medidas de seguridad que había anunciado el vertedero, no se habían seguido, tras el descubrimiento de los restos de amianto. 

10 de febrero 

El lehendakari se pronuncia alegando que, "no se trata de estar por estar. Se trata de que seamos operativos". Ese mismo día se reúne con los alcaldes de las localidades vecinas al vertedero y anuncia un fondo de emergencia para Zaldibar. Al mismo tiempo en las calles de la comarca, los vecinos protestan por la mala gestión y la falta de respuesta ante la tragedia. 

11 de febrero

El Juzgado de Durango abre diligencias para investigar el derrumbe. Se le acusa presuntamente de delitos medioambientales y laborales contra la empresa Verter Recycling. A día de hoy continúan. 

12 de febrero

Casi una semana más tarde el lehendakari, Iñigo Urkullu, visita el vertedero y se reúne con las familias de los operarios sepultados. 

14 de febrero

El Gobierno vasco recomienda a los vecinos de la comarca (Eibar y Ermua) que no se ventilen las viviendas debido al alto nivel de aires tóxicos. Se detectaron en el aire dioxinas 40 veces mayores que los baremos normales, con origen en la quema de plástico, que se mantuvo durante una semana.

17 de febrero

Los vecinos de la localidad vizcaína de Ermua trasladan su preocupación a representantes del Gobierno vasco por la contaminación del incendio de los plásticos. Ese mismo día Salud confirma a los vecinos que "un 0,6% de lo que hay en el vertedero es amianto". 

18 de febrero 

El lehendakari y los consejeros de varios departamentos comparecen ante la Cámara en el Parlamento y admiten errores.

19 de febrero

El Gobierno vasco estudia la posibilidad de trasladar los residuos de Zaldibar por la falta de capacidad en los vertederos de Euskadi. En esta cuestión se hace público un problema, que continúa vigente, sobre la acogida de los residuos. ¿Dónde ubicar la suma casi un millón de toneladas de residuos que acumulaba Zaldibar? El Departamento de Medio ambiente debe concretar su capacidad para acoger los residuos que llevaba Zaldibar.

21 de febrero 

Un barrio de Ermua vuelve a activar la alerta sanitaria a petición del Gobierno vasco para levantarla esa misma tarde dando por finalizados los fuegos y el humo provenientes del vertedero. Es el Gobierno vasco quién ese día traslada el segundo expediente contra la empresa Verter Recycling por algunos delitos.  

3 de marzo

El Gobierno vasco aprueba la construcción de dos depósitos que recogerán los escombros del vertedero de Zaldibar. Mientras tanto la familia de Joaquín Beltrán denuncia el "despropósito absoluto" de la gestión criticando de "insuficientes e inadecuadas" las labores de búsqueda.

4 de marzo 

El lehendakari responde al dolor de las familias y asegura que se está trabajando con tenacidad y sin escatimar medios. 

5 de marzo

La empresa Verter Recycling recibe una nueva querella de Ekologistak Martxan implicando delitos contra el medio ambiente y la seguridad de los trabajadores. El Departamento de Medio Ambiente se endurece exigiendo a los vertederos que eliminen sus residuos. 

7 de marzo

Exactamente un día después del derrumbe, las familias compadecen por primera vez ante los medios de comunicación para emprender acciones legales. 

12 de marzo 

La plataforma Zaldibar Argitu convoca movilizaciones y paros.

Manifestación en Eibar convocada por la plataforma Zaldibar Argitu / EFE
Manifestación en Eibar convocada por la plataforma Zaldibar Argitu / EFE

14 de marzo

Se decreta el estado de alarma en España y se ralentizan los trabajos de búsqueda de los dos trabajadores del vertedero. 

5 de abril

Dos meses después del derrumbe se encuentra el coche de Alberto Sololuze en el vertedero. Ese mismo día el Departamento de Medio Ambiente da a conocer la cifra de los costes totales de las actuaciones posteriores al desprendimiento del vertedero, la cifra es de 6,87 millones de euros (sin IVA). 

8 de abril

Medio Ambiente envía a un equipo de expertos para que analicen la zona y realicen un informe pericial que permita determinar las causas del derrumbe. 

6 de mayo 

Se realiza una ofrenda floral en las diferentes plazas de la comarca como homenaje de los vecinos a los trabajadores desaparecidos, tres meses después del derrumbe.

13 de mayo

Bruselas entra en la ecuación. La Comisión Europea decide investigar las causas del derrumbe del vertedero alegando "deficiencias en el funcionamiento". Y es que, la gravedad del colapso de este vertedero es el único caso de estas características conocido en Europa.

16 de mayo 

100 días desde la desaparición de Alberto Sololuze y Joaquín Beltrán provocan que se convoquen concentraciones de apoyo. 

6 de junio

Los vecinos de Zaldibar y pueblos de alrededor se echan a las calles con pancartas cuando se cumplen cuatro meses del derrumbe. 

7 de junio

La Ertzaintza constata "indicios de criminalidad" en la gestión del vertedero y determina que el derrumbe estuvo relacionado con "algún tipo de actuación irregular".

30 de junio

Se reabre por completo el paso de la AP-8 en sentido Donostia a su paso por Zaldibar.

12 de julio

El Gobierno vasco da luz verde a la ampliación del Depósito de Seguridad 1 del vertedero para recoger 804.000 metros cúbicos de residuos y asegurará la continuidad de la búsqueda de los dos operarios y la estabilización del terreno. 

21 de julio 

La Ertzaintza detiene a los responsables del vertedero: Jose Ignacio Barinaga Egia, propietario de la empresa; Arrate Bilbao Barinaga, administradora del veretedero; y Juan Etxebarria, director técnico del vertedero. 

23 de julio

La jueza de instrucción número 1 de Durango imputa a los tres responsables un delito de homicidio imprudente y decreta su libertad condicional con medidas cautelares. La magistrada ordena la retirada del pasaporte a los tres investigados y deben comparecer ante la autoridad una vez al mes. 

6 de agosto

Medio año después del derrumbe, la plataforma Zaldibar Argitu convoca varias concentraciones exigiendo responsabilidades. Además, aseguran que "todavía sigue saliendo polvo tóxico del vertedero". 

16 de agosto

Los equipos de búsqueda encuentran óseos humanos a 23 metros de profundidad. Los días siguientes esos  se analizan para extraer ADN y se confirman las sospechas: los restos de hueso humano pertenecen a los dos empleados Alberto Sololuze. Sin embargo, no se ha encontrado ADN perteneciente a Joaquín Beltrán. También se hallan objetos personales de uno de los desaparecidos. 

2 de septiembre

Un informe de Medio Ambiente decreta que el amianto estaba correctamente aislado. Una consultura británica concluye que el Departamento de Medio Ambiente, a la cabeza de Iñaki Arriola, cumplió correctamente con los requisitos de control de la instalación. 

15 de octubre 

Aún siguen sin hallarse restos de Beltrán. Josu Erkoreka afirma que arranca una fase "decisiva" para encontrarle.

6 de diciembre 

La plataforma Zaldibar Argitu reclama, con diferentes movilizaciones, "justicia" y que se tomen responsabilidades para que no se olvide lo ocurrido y los portavoces señalan que "encuentren ya, de una vez por todas a Joaquín".

Destacados
Lo más leído