Pásate al MODO AHORRO

Pepsi compra más energía limpia a Iberdrola para su planta de Vitoria

La estrategia sostenible PepsiCo Positive tiene como objetivo reducir en más de 26 millones de toneladas métricas las emisiones de sus instalaciones para 2040

Embotelladora de la planta de PepsiCo en Vitoria
Embotelladora de la planta de PepsiCo en Vitoria

PepsiCo da un paso más para mejorar la calidad y trazabilidad del suministro de energía verde en sus instalaciones. A pesar de disponer ya de esta energía limpia en todos sus grandes centros de la Península -entre ellos, el de Álava- la firma ha llegado a un acuerdo de compraventa con Iberdrola que entrará en vigor el 1 de enero de 2023 y que permitirá asegurar un suministro sostenible a largo plazo. 

Este acuerdo contribuye al incremento y consolidación de las instalaciones de energía renovable en España. En concreto, Iberdrola abastecerá con electricidad verde a un total de 11 instalaciones de PepsiCo (10 en España y una en Portugal). Entre ellas su planta de producción de Álava y sus delegaciones comerciales y oficinas en Vitoria.

La energía renovable suministrada procederá de la planta fotovoltaica Francisco Pizarro que Iberdrola está desarrollando entre los municipios extremeños de Torrecillas de la Tiesa y Aldeacentenera, en Cáceres. La planta tiene 590 megavatios (MW) de capacidad instalada, lo que la convierte en la mayor fotovoltaica de Europa con capacidad para generar el equivalente a la energía necesaria para abastecer a 334.000 hogares al año.

También se abastecen de esta energía las otras dos plantas de producción de Pepsi, snacks en Burgos y gazpacho Alvalle en Murcia, además de otra de snacks también en Carregado (Portugal). También quedan incluidos en el acuerdo los dos grandes centros logísticos de Burgos y Valencia además de delegaciones comerciales Pamplona, Palma de Mallorca y oficinas de Barcelona.

"Ésta es una de las muchas iniciativas que estamos llevando a cabo en el marco de PepsiCo Positive, la transformación integral de nuestra compañía con la sostenibilidad en el centro", explica Marta Puyuelo, directora de Asuntos Corporativos y Sostenibilidad de PepsiCo en el Suroeste Europa. Por su parte, Sergio Hernández de Deza, director de Grandes Clientes y Soluciones Industriales de Iberdrola ha destacado que "los acuerdos de compraventa de energía verde a largo plazo abren muchas oportunidades para el desarrollo de proyectos renovables que permitan acelerar la transición energética para reducir la dependencia de los combustibles fósiles. Los PPAs se han convertido en una herramienta óptima para la gestión del suministro eléctrico de grandes clientes consumidores que comparten nuestro compromiso con un nuevo modelo económico más limpio y sostenible".

Una de las plantas fotovoltaicas de Iberdrola. / Iberdrola
Una de las plantas fotovoltaicas de Iberdrola. / Iberdrola

PepsiCo Positive, una estrategia sostenible

Este acuerdo surge de la apuesta de PepsiCo por reducir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) en más de un 40% para 2030 y alcanzar cero emisiones netas para 2040, una década antes de lo establecido en el Acuerdo de París. En su conjunto, se espera que esta acción contribuya a reducir en más de 26 millones de toneladas métricas las emisiones de GEI, el equivalente a eliminar más de cinco millones de coches de las carreteras durante un año.

Esta iniciativa se enmarca dentro de PepsiCo Positive, la nueva estrategia con la sostenibilidad en el centro a través de la cuál la compañía está acelerando su transformación para promover un impacto positivo tanto en el planeta como en las personas. 

Destacados