Pásate al MODO AHORRO

Siemens Gamesa instala el prototipo de su turbina más grande con la aportación de sus plantas vascas

El aerogenerador gigante de Siemens Gamesa alcanza un diámetro de hasta 180 metros y para su fabricación hay componentes básicos que se elaboran en las plantas vascas de la compañía

Montaje de la turbina 5.X de Siemens Gamesa / Siemens Gamesa
Montaje de la turbina 5.X de Siemens Gamesa / Siemens Gamesa

Siemens Gamesa ha instalado el primer prototipo de su turbina estrella para los parques eólicos terrestres. Se trata del aerogenerador 5.X con una potencia de hasta 6 MW y un diámetro de aspas que va desde los 155 metros y puede alcanzar los 180. Es el producto estrella de la compañía y sobre el que está apoyando su estrategia de crecimiento futuro en el sector onshore (parques eólicos terrestres), prueba de ello es que ya acumula pedidos por una potencia de 2,5 GW. En su elaboración juegan un papel fundamental las plantas españolas, entre ellas las de Euskadi, en  Asteasu y Mungia, que tienen la capacidad de elaborar la multiplicadora y las cabinas (nacelles). 

La compañía, tras haber puesto a la venta este modelo hace menos de un año, ha generado ya una importante cartera de pedidos en Suecia, Finlandia, Noruega, Reino Unido y Brasil. En total 2,5 GW que equivalen a más de 400 unidades. El primer prototipo se ha instalado en Navarra, en la Sierra de Aláiz, y le seguirá otro modelo en Dinamarca. El objetivo es realizar las primeras pruebas antes de la entrega de los pedidos. Un equivalente a la energía consumida por unos dos millones de hogares. 

Importancia estratégica de las plantas vascas de Siemens Gamesa

Este nuevo aerogenerador, es una pieza clave en la estrategia de crecimiento de Siemens Gamesa que pasa por la éolica terrestre de gran tamaño y por la instalación de parques en el mar (offshore), el sector para el que se prevé mayor crecimiento. En esta estrategia, las plantas vascas de la compañía juegan un papel fundamental porque tienen la capacidad de desarrollar piezas clave, como las multiplicadoras, para el nuevo generador sobre el que se fundamentan los últimos grandes contratos logrados en Suecia, Polonia y Brasil. Estos componentes sólo se fabrican en las plantas vascas y en las de Burgos y Soria, además de en las plantas que tiene Siemens Gamesa en China. 

Según explican portavoces de la compañía, la producción en serie de estas turbinas tendrá un impacto positivo en los proveedores locales, tanto en actividad como en innovación. El pasado año las compras de Siemens Gamesa a proveedores del País Vasco sumaron 332 millones de euros,​ el 26% del total de España, la comunidad con mayor volumen.

Este primer prototipo consolida además en Aláiz (Navarra) el centro experimental de Siemens Gamesa,  donde se probaron también todos los modelos de Gamesa, en el Parque Eólico Experimental de Cener. Allí se ha completado esta semana el montaje de la torre, la nacelle, el hub y las palas. El siguiente paso y último es la puesta en marcha para probar y certificar la turbina, en las próximas semanas.

Archivado en:

Destacados
Lo más leído