Pásate al MODO AHORRO

Tapia confirma que el Gobierno vasco pretende entrar en ITP de la mano de Aernnova

La oferta que Towerbrook ha realizado por ITP Aero a través de Aernnova podría abrir la puerta a una participación del Gobierno vasco en el accionariado, condicionada a la posición de Moncloa

La consejera de Desarrollo Económico, Arantza Tapia, el consejero de Seguridad, Josu Erkoreka y el consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu. / EP
La consejera de Desarrollo Económico, Arantza Tapia, el consejero de Seguridad, Josu Erkoreka y el consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu. / EP

La consejera de Desarrollo Económico y Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, ha confirmado, tal y como viene contando 'Crónica Vasca',  que su departamento ha trasladado a Aernnova la disposición del Gobierno vasco a entrar en el accionariado de ITP Aero y ha indicado que en principio esta firma "no ha puesto obstáculos". Towerbrook, accionista mayoritario de Aernnova, ha presentado una oferta vinculante para la compra de ITP Aero. Arantxa Tapia ha mostrado la disposición del Ejecutivo autonómico de entrar en el accionariado, a pesar de la falta de músculo financiero de la Administración, para garantizar el 'arraigo' en Euskadi.

Para lograr esto, tal y como ha avanzado 'Crónica Vasca', es indispensable el visto bueno de Moncloa ya que es el Gobierno central quien tiene la última palabra sobre la venta de ITP Aero, al tratarse de una empresa estratégica.

La consejera ha hecho estas declaraciones, recogidas por Efe,  a su llegada al pleno de control del Parlamento vasco, donde ha recordado que su Departamento lleva desde 2020 en contacto directo con Rolls Royce, propietaria de ITP Aero, para conocer su voluntad, contactos que también han mantenido con el Ministerio de Industria y con "todos aquellos que se han acercado para plantear un proyecto".

Ha confirmado que Aernnova ha lanzado una oferta vinculante sobre la empresa y ha explicado que es posible -como así sucede- que haya más empresas interesadas, con participación vasca en alguna de las ofertas, aunque ha dicho que desconoce en su totalidad este aspecto.

A vueltas con el arraigo

No obstante, ha precisado que la entrada en el accionariado está condicionada a conocer el proyecto industrial que se presente y ha dicho que para que se efectúe es "imprescindible que se mantenga en Euskadi no solo la sede social, sino las plantas productivas con su crecimiento, con sus posibilidades y con su nivel de empleo". "Que continúe siendo una empresa vasca como lo es en estos momentos", ha advertido.

La voluntad del Ejecutivo de Iñigo Urkullu es tomar parte en el capital para conseguir esos objetivos, aunque ha asumido que lograr "un 100 % de capital vasco va a ser prácticamente imposible, incluso una mayoría también es bastante complicado", pero ha apostado por "tener una participación suficiente que garantice a través de un pacto de socios" el arraigo y el mantenimiento de la actividad.

Archivado en:

Lo más leído
Destacados