Pásate al MODO AHORRO

Tomás Iriondo: "El dato es la materia prima más importante"

El director de GAIA analiza las claves de la digitalización de empresas en el evento 'Las Claves de Crónica Vasca'

Tomás Iriondo
Tomás Iriondo

El director general de GAIA, Tomás Iriondo, ha desarrollado las claves tecnológicas ante el reto de los Fondos Europeos en el evento organizado por Crónica Vasca. Un acto que ha analizado el futuro de la economía, también desde el ámbito tecnológico. Según Iriondo, se requiere de tres ingredientes esenciales: el dato, nuevas tecnologías habilitadoras y el talento. 

El sector tecnológico ha sido uno de los que mejor ha resistido el impacto de la pandemia: "Se han mantenido puestos y seguimos contratando". Aun así, las nuevas tecnologías deben estar en constante actualización. El siguiente paso es "obsesionarse con un rediseño, transformando lo analógico en digital". 

El componente principal para esta evolución hacia la digitalización es el dato. "Es la materia prima del futuro, más importante que cualquier otra. Nos transmite dónde están las oportunidades y los riesgos para nuestro negocio. Las empresas que hoy existimos tendremos que digitalizarnos. La sociedad espera cosas nuevas de manera permanente y tenemos que pensar dónde estarán los nuevos negocios en el futuro. Empresas como Spotify o Uber han localizado esas demandas de mercado y las han llenado gracias a los datos", ha recalcado el empresario.

Las tecnologías habilitadoras también jugarán un papel esencial en la próxima década. Son las intensivas en conocimiento, que introducen innovaciones en importantes sectores económicos con un grado alto de I+D y alta inversión de capital. Su labor es la de modernizar el tejido industrial, y por eso el director de GAIA considera esencial que se siga invirtiendo en ellas.

El talento es el otro componente esencial en esta evolución tecnológica, es lo que será "el cuello de botella" para todas las actividades económicas. Iriondo ha pedido una atención especial para el talento femenino, que no ha gozado de oportunidades en el pasado. "Tenemos que dirigir a la juventud hacia estos perfiles profesionales. Hay que aprender un idioma nuevo, que es el digital, e incorporarlo a nuestras competencias. Todos los sectores viramos hacía esa dirección. El mundo está cambiando y lo de antes ya no vale". 

Archivado en:

Destacados
Lo más leído