Pásate al MODO AHORRO

Álava apuesta por la energía de kilómetro 0 con seis cooperativas energéticas en las Cuadrillas

Seis parques fotovoltáicos que tendrán una extensión aproximada de una hectárea que generarán 1MW, lo que supone abastecer a unas 500 o 550 viviendas

El diputado general de Álava, Ramiro González y la consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia. / Araba Press
El diputado general de Álava, Ramiro González y la consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia. / Araba Press

El Diputado General de Álava, Ramiro González, en representación de la sociedad pública ENARGI, y la Consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, en representación de EKIOLA, han firmado un protocolo de colaboración para la creación de cooperativas ciudadanas, cuyo objetivo será la instalación de parques solares fotovoltaicos en el Territorio Histórico de Álava. Estos parques tendrán una extensión aproximada de una hectárea que generarán 1MW, lo que supone abastecer a unas 500 o 550 viviendas. En algunos casos, como el de la Cuadrilla de Montaña Alavesa, esta energía podría ser la suficiente como para llegar a autoabastecerse.

Las cooperativas no tendrán ánimo de lucro y permitirán el acceso de sus socios a la energía eléctrica generada por las instalaciones a las que se les asocien, a un precio equivalente al del coste de su generación. El Diputado General ha manifestado tras la firma, que el objeto de este protocolo de colaboración está alineado con la Estrategia Klima Araba 2050 “en la que estamos trabajando para impulsar medidas que favorezcan acciones de mitigación y adaptación del cambio climático y que contribuyan al impulso de un modelo socioeconómico y energético bajo en carbono”.

Ramiro González ha destacado también que “los parques solares que vamos a promover tienen un objetivo claro: impulsar el autoabastecimiento, disminuir la dependencia de fuentes externas y fomentar las energías renovables sostenibles. En definitiva, hablamos de democratizar la energía, donde cada persona podrá establecer estrategias de consumo; será su contribución a mitigar el cambio climático”.

La Consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, ha hecho hincapié en la necesidad de multiplicar instalaciones para generar energía a partir de las renovables “si de verdad queremos descarbonizar nuestro mix energético y alcanzar los objetivos que nos exige la situación de emergencia climática en la que nos encontramos. ”Además, ha calificado la iniciativa como “un proyecto de nueva gobernanza energética que está alineada con las políticas energéticas de Europa y la Estrategia Energética de Euskadi 2030, que apunta a la necesidad de favorecer el autoabastecimiento energético mediante sistemas de aprovechamiento de energías renovables y de autoconsumo.”

El 'boom' de las renovables en Euskadi

Ya se conocían los proyectos de Arasur, liderados por el Gobierno vasco e Iberdrola; el de Arrazua Barrundia, liderado por Solaria y que cuenta con la reticencia de algunos vecinos y el de Repsol que plantea una planta de unas 100 hectáreas y que analiza situar en las localidades alavesas de Comunión, Zubillaga y Fontecha. A todos estos ahora hay que sumar este nuevo convenio que incluye seis parques.

Las energías renovables se han convertido en un sector estratégico para salir de la crisis, afrontar la transformación energética y aprovechar las importantes cantidades de dinero anunciadas. Un clima que ha llevado a las empresas a activar toda su maquinaria para poner en marcha diferentes proyectos en este ámbito empujadas también por los anuncios de las administraciones. En el caso del Gobierno vasco, se ha marcado como objetivo duplicar la generación apoyada en energías renovables del 8% al 16% para 2030 y ha anunciado la necesidad de impulsar proyectos eólicos y fotovoltaicos en los que, además, se ha implicado directamente.

Un empuje necesario para cumplir con los compromisos de reducción de emisiones de gas de efecto invernadero, pero que no tiene desarrollada a tiempo toda la legislación necesaria para ordenar los diferentes proyectos empresariales que se están anunciando. Durante esta firma, la consejera Tapia ha explicado que Euskadi ha optado por seguir adelante y no frenar la llegada de estos proyectos, aún sin la firma del PTS, porque se mantienen firmes en su idea de avanzar lo antes posible en este proceso de transición energética. "Podemos quedarnos parados y esperar a que se apruebe el PTS donde se definan bien los lugares donde establecer estos parques, o podemos tratar de avanzar con las herramientas que tenemos en este momento desde el punto de vista urbanístico y también desde el de impacto medioambiental. Nosotros hemos emprendido este segundo camino pero siempre teniendo en cuenta todas las necesidades y dotando de todas las garantías".

Sobre este plan, la consejera ha detallado que existe un documento de avance de este proyecto y que al mismo tiempo hay abierto un proceso de participación ciudadana para recoger aportaciones, mejorar el proyecto y así emitir el informe de impacto medioambiental lo antes posible.

Archivado en:

Lo más leído
Destacados