Pásate al MODO AHORRO

Qué saber de los bertsos y los bertsolaris

La capacidad para rimar en euskera es cada vez más apreciada entre los más jóvenes

Campeonato Bertsolaris 2017 / Dani Blanco EN CREATIVE COMMONS
Campeonato Bertsolaris 2017 / Dani Blanco EN CREATIVE COMMONS

El bertsolarismo está arraigado a la cultura vasca desde hace siglos, aunque en los últimos tiempos ha conocido un nuevo auge marcado por el interés de los más jóvenes en el arte de la improvisación y la rima

Quizás derivado de la influencia de movimientos urbanos como el hip hop, lo cierto es que este arte ha dado a conocer a nuevos bertsolaris que sorprenden por su capacidad para la rima en euskera siguiendo los parámetros clásicos de los bertsos.

¿Qué son los bertsos?

Para quienes desconocen en qué consiste el bertsolarismo y qué son los bertsos, han de saber que un bertso equivale a una estrofa que se canta o se pronuncia rimando con una métrica definida. Con ellos se cuentan historias o se conversa, tratando de demostrar la mayor habilidad posible con el lenguaje.

Tal y como informan en la web Bertsozale Elkartea, “Jon Sarasua define el bertsolarismo como el discurso realizado cantando, rimando y midiendo”, a lo que añaden las palabras del propio Sarasua: “La calidad del bertso se reflejará en su fuerza de razonamiento y en su valor poético-retórico”.

La dificultad de los bertsos

Como puede deducirse, el arte del bertsolarismo no es algo sencillo o al alcance de cualquiera, ya que una improvisación de estas características no solo requiere agilidad mental, sino un entrenamiento que lo haga posible. No en vano, cada bertso se divide en puntos que cuentan con un número concreto de sílabas que han de tenerse en cuenta mientras se improvisa y se rima.

Precisamente la rima es uno de los aspectos más importantes para los bertsolaris, ya que sin ellas no hay bertsos. Además, debe ser de tipo consonante (se valora mucho más), lo que dificulta la labor del bertsolari, que tampoco podrá repetir una palabra para conseguir esa rima, ya que si se encuentra inmerso en algún concurso o “batalla” será penalizado.

Un arte centenario

Aunque los más jóvenes puedan llegar a pensar que se trata de improvisación reciente en euskera, nada más lejano a la realidad, ya que se tiene constancia de que en la Edad Media ya se hacían bertsos. A fin de cuentas, la tradición oral es milenaria y siempre han existido este tipo de prácticas en todas las culturas.

Eso sí, si hay que remitirse a un origen “concreto”, este se halla a comienzos del siglo XIX, allá por 1801, cuando los primeros bertsolaris se desafiaban cantando en rima. A estos desafíos en los que participaban nombres ilustres de este arte hablado como Beñat Mardo o Fernando Amezkarreta acudían numerosos vecinos que se deleitaban con la capacidad que tenían para la rima y la improvisación.

La bertsolari Maialen Lujanbio / Dani Blanco EN CREATIVE COMMONS
La bertsolari Maialen Lujanbio / Dani Blanco EN CREATIVE COMMONS

El bertsolarismo se desarrolla

A lo largo del siglo XIX y hasta la Guerra Civil Española, el arte del bertsolarismo evoluciona con rimas más elaboradas y la aparición de las Bertso paperak, hojas en las que se escribían los bertsos más populares, generalmente referentes a movimientos sociales.

Esto mismo ocurriría a finales de los años 60 y comienzos de los 70 del pasado siglo, cuando las referencias políticas y sociales derivadas del fin de la dictadura de Francisco Franco cobran relevancia en la improvisación. No obstante, durante el gobierno del dictador ya hubo concursos de bertsolaris, claro que sin entrar en temáticas controvertidas.

En pleno auge

En las últimas décadas han seguido apareciendo grandes bertsolaris y este tipo de improvisación se ha mantenido muy vivo gracias sobre todo a los campeonatos que se han venido disputando. El hecho de potenciar el aprendizaje del euskera además ha atraído a un público más joven. 

Por poner solo un ejemplo de ello, el pasado mes de diciembre se celebró en el Auditorio de Niessen -en Rentería- la final de la XXV edición del Premio Xenpelar Saria de bertsolarismo, dedicado a los jóvenes talentos. Y fue Aner Peritz Manterola, con 19 años de edad, el ganador de la txapela que se otorga al artista más destacado. 

Campeonato de bertsolarismo

Asimismo, en otoño de este año se disputará la edición 18 del campeonato de Euskal Herria, el cual dará comienzo el 24 de agosto en Getxo y finalizará en Pamplona el 18 de diciembre.

Cabe señalar que este campeonato se celebra cada cuatro años y que debía haber tenido lugar en 2021, aunque se decidió posponerlo por culpa de la pandemia de COVID-19, tal y como ha ocurrido con otros muchos eventos tanto en el País Vasco como en el resto de España.

Archivado en:

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído
Destacados