Pásate al MODO AHORRO

La droga del cártel del Golfo llega al norte

Hermelo Molero, jefe del grupo de drogas de la Ertzaintza, cuenta cómo trabajan para mantener a raya el narcotráfico en Euskadi

Hermelo Molero, jefe del grupo de drogas de la Ertzaintza
Hermelo Molero, jefe del grupo de drogas de la Ertzaintza

Gracias al trabajo de Hermelo Molero y el grupo de drogas de la Ertzantza que dirige hemos conocido que Euskadi no es ajena al narcotráfico. Por aquí se mueve el conocido como cártel del Golfo, traficantes que se encargan de recepcionar y distribuir la cocaína que llega de Sudamérica, las anfetaminas del norte de Europa o el hachís del norte de África. Detener ese lucrativo negocio es el objetivo de esta sección de la Policía vasca que trabaja 365 días para evitar que la droga llegue hasta unos grupos de población en los que se identifican perfectamente distintos tipos de consumo: marihuana en la adolescencia, anfetaminas alrededor de los 20 y cocaína a partir de los 30. 

La colaboración entre distintos cuerpos policiales es fundamental para que los operativos anti droga lleguen a buen puerto, trabajo en equipo que ha llevado a la Unidad de drogas de la Ertzantza a participar en el decomiso de un cargamento de 2.500 kilos de cocaína en el que estaba implicado el famoso clan de los Charlines.
Hermelo ha llevado a la ficción su trabajo en un libro titulado 'Rey de Pikas', una ficción muy pegada a la realidad y a su día a día como profesional. Charlamos con él sentados frente al mar, esa gran autopista para la droga. 

Archivado en:

Destacados
Lo más leído