Pásate al MODO AHORRO

Andueza aboga por "aglutinar el máximo de sensibilidades posibles en el nuevo Estatuto"

El portavoz parlamentario del PSE dice que "incorporar debates identitarios que puedan dividir es un riesgo absolutamente innecesario"

El secretario general del PSE de Gipuzkoa, Eneko Andueza. / CV
El secretario general del PSE de Gipuzkoa, Eneko Andueza. / CV

El portavoz del PSE en el Parlamento Vasco y secretario general de los socialistas en Gipuzkoa, Eneko Andueza, no ve prioritario retomar el proyecto de nuevo Estatuto pero, si se reactiva, aboga por "intentar aglutinar al máximo de sensibilidades posibles para que los vascos hagan suyo el nuevo Estatuto".

En una entrevista a 'Deia', recogida por Europa Press, Andueza dice que reactivar la cuestión de un nuevo Estatuto "no es una prioridad absoluta" y afirma que, en la situación actual existen otras prioridades, la principal superar la crisis sociosanitaria derivada de la pandemia y, desde luego, poner en marcha los instrumentos y herramientas para afrontar lo que va a ser el futuro post-covid".

No obstante, asegura que no van a rehuir ningún debate, y "si hay otros grupos parlamentarios que quieren ponerlo encima de la mesa, desde luego que los socialistas vascos, como no podía ser de otra manera, estaremos en ese debate".

En el caso de que se reactive tras el verano, cree que debe hacerse para incorporar en el futuro Estatuto "todos los derechos sociales que hemos venido conquistando en los últimos 40 años y que no están incorporados en el actual Estatuto". "Hay derechos sociales conquistados que son de indudable relevancia, como pueden ser la RGI o la Ley de Vivienda, que entendemos que tienen que tener un hueco importante en ese nuevo texto", defiende.

Además, destaca que en la incorporación de estos derechos hay "un amplísimo consenso y podríamos tener la clave de un posible acuerdo amplio entre distintos grupos políticos".

Por otro lado, advierte que "los debates identitarios para lo único que sirven es para dividir a la sociedad, para tensionarla y desde luego para generar una fractura que, como se ha demostrado, no aporta nada". Tras subrayar que "la unidad de acción y de la sociedad es la clave para conquistar un futuro mejor para la ciudadanía", insiste en que "incorporar debates que puedan dividir, que puedan suscitar tensiones o que nos puedan llevar a traspasar el marco legal actual, que no deja de ser el marco de convivencia, es un riesgo absolutamente innecesario".

Preguntado por el plan del lehendakari, Iñigo Urkullu, para un nuevo estatus refrendado por la ciudadanía con una consulta, Andueza señala que, "si hubiera un amplio acuerdo en torno a un texto respaldado la Cámara vasca, por una cuestión de precepto legal el texto debe ser remitido a las Cortes Generales, y después evidentemente tiene que ser refrendado en las urnas por la ciudadanía". Por tanto, añade, "esa hoja de ruta no deja de ser la que marca la propia legalidad: un referéndum a través del cual se ratifique un texto que haya sido respaldado por una mayoría de esta Cámara".

Andueza, que apuesta por intentar 'romper' la 'dinámica de bloques' de la pasada legislatura, donde hubo un pacto de PNV y EH Bildu para las bases y de PNV, PSE y Elkarrekin Podemos para el texto que salió de la mesa de expertos, defiende "no solo romper esa dinámica entre nacionalistas y no nacionalistas o entre soberanistas y no soberanistas, sino hacer un esfuerzo por intentar aglutinar al máximo de fuerzas políticas posibles y conseguir un consenso".

A su entender, el Estatuto "no puede convertirse en un acuerdo entre partidos, tenemos que ir mucho más allá e intentar aglutinar al máximo de sensibilidades posibles para que la sociedad vasca no lo vea como un acuerdo entre partidos, sino como un texto que pueda hacer suyo". "Ese tiene que ser el objetivo y para eso lógicamente hay que dialogar y tendremos que llegar a acuerdos", mantiene.

Tras remarcar que los socialistas vascos no quieren el Estatuto para "dar un salto sobre la legalidad o romper el marco de convivencia", Andueza advierte que "otros tendrán que responder si quieren el nuevo Estatuto para construir la sociedad del futuro o para romper los actuales consensos y tensionar la sociedad, como ha ocurrido en Catalunya".

Por otro lado, pregunta a EH Bildu, PNV y Podemos "para qué quieren" que en el nuevo Estatuto estén presentes el derecho a decidir o la nación vasca, porque, según precisa, el derecho a decidir, "planteado como lo plantean, no es un hecho finalista". "El derecho a decidir, ¿para qué? Esa es la pregunta. Si lo quieren para conseguir la independencia, lo tendrán que decir", advierte, para reconocer que, en ese sentido, EH Bildu "es claro y dice que lo quiere para ser un país independiente".

"¿El PNV apuesta por lo mismo? ¿Elkarrekin Podemos apuesta por lo mismo? Nosotros, desde luego, no somos partidarios del derecho a decidir, porque ese derecho ya está consolidado dentro de un marco legal, de un marco constitucional y de un Estatuto que permiten a la ciudadanía tomar decisiones, elegir a sus responsables políticos y elegir a sus gobiernos", subraya.

Andueza, que cree que "indudablemente" resulta urgente completar el vigente Estatuto, asegura que el actual Gobierno de España tiene "un compromiso muy claro en cuanto al cumplimiento de las transferencias pendientes" y hay "una voluntad política innegable de completarlo".

Por otra parte, reconoce que le gustaría que EH Bildu "abandonara esa estrategia de poner palos en las ruedas al Gobierno constantemente" y cree que "en una situación como la que estamos viviendo, la ciudadanía hubiera agradecido que EH Bildu hubiera sido más propositiva" porque eso "hubiera demostrado que es un partido con sentido de país" y, "de momento, parece que no lo tienen".

Según ha lamentado, "hay partidos que están usando esta situación de pandemia para intentar dañar a los gobiernos y sacar rédito político, lo estamos viendo en Euskadi con EH Bildu e indudablemente en Madrid con un PP radicalizado".

Archivado en:

Lo más leído
Destacados