Pásate al MODO AHORRO

El Gobierno central ha destinado en Euskadi 1.037 millones para los ERTE y fondos covid

Más de 200.000 trabajadores vascos se han acogido en algún momento de 2020 a los expedientes de regulación temporal de empleo

El delegado del Gobierno en Euskadi, Denis Itxaso. EP
El delegado del Gobierno en Euskadi, Denis Itxaso. EP

El Gobierno central ha destinado 568 millones de euros del Fondo Covid-19 en recursos extraordinarios transferidos a Euskadi para reforzar servicios públicos esenciales y ha dedicado 469 millones a las prestaciones de los 203.000 trabajadores vascos que en algún momento de 2020 se acogieron a un ERTE y otros 227,8 millones para ayudar a los autónomos. Asimismo se han avalado 4.743 millones en líneas ICO para dotar de liquidez a 18.431 empresas.

Estas son algunas cifras recogidas en el informe de rendición de cuentas del Ejecutivo español, con fecha de diciembre de 2020, y datos relativos a la inversión y el gasto social en el País Vasco en el primer año de legislatura, que han sido dadas a conocer este jueves en Bilbao por el delegado del Gobierno en Euskadi, Denis Itxaso. Entre las principales medidas adoptadas para paliar los efectos de la pandemia, Itxaso ha destacado, en el caso de Euskadi, los 4.743,7 millones de euros avalados por el Gobierno en líneas ICO y destinados a 18.431 empresas y autónomos con el fin de mantener su liquidez en los peores momentos de la pandemia. Asimismo, la Comunidad Autónoma Vasca ha recibido 2.849,3 millones para endeudamiento.

El delegado del Gobierno ha remarcado que este informe es una demostración "de cómo se sale de una situación de crisis nacional, europea y universal derivada de la pandemia mediante una decidida acción gubernamental y rompiendo tabúes, como recurrir al endeudamiento". También ha destacado "la mirada territorial del ejecutivo español y su vocación social", reflejados en "esfuerzos específicos en cuanto a inversiones y gasto social en cada comunidad autónoma y territorio". El informe, denominado 'Cumpliendo', y que ha sido presentado en todas las subdelegaciones del Gobierno de las comunidades autónomas, analiza y cuantifica, entre otras cosas, las medidas y compromisos adquiridos para paliar en la medida de lo posible las consecuencias económicas y sociales de un año marcado por una emergencia sanitaria sin precedentes en el último siglo.

Respecto a su primer aniversario como Delegado del Gobierno, Itxaso ha destacado que "este primer año al frente de la Delegación ha servido para mostrar complicidades y acercar los compromisos del Gobierno a la ciudadanía vasca", ha señalado.

Reforzar los puentes entre España y Euskadi

Igualmente ha remarcado que, desde su llegada, se propuso "reforzar los puentes entre España y Euskadi, también los emocionales, y la pandemia ha reforzado esa necesidad de intensificar la relación entre los Gobiernos español y vasco"; algo que requiere, en su opinión de "continuar con una cultura del encuentro y de mantenerse en modo diálogo para encontrar acuerdos y limar las diferencias". En este sentido, entre las medidas dispuestas por el Gobierno para enfrentar la pandemia a nivel de Euskadi, Itxaso ha reseñado "la protección del empleo por medio de los ERTE y ayudas a autónomos, la puesta en marcha de prestaciones extraordinarias, la protección de los mayores, la revalorización de pensiones y la defensa del tejido empresarial por medio de líneas de avales y créditos ICO".

Entre las principales actuaciones en Euskadi relacionadas con la emergencia económica, social y sanitaria provocada por la Covid-19, Itxaso ha citado también medidas de cohesión social como la extensión del subsidio de desempleo a cerca de 1.500 trabajadores vascos, 3,2 millones para impulsar la transformación tecnológica en la educación, y mecanismos de protección para más de 800 trabajadores fijos discontinuos. El delegado ha aludido también a la cohesión territorial y la transición ecológica, con 68 millones dentro de los presupuestos generales 2021 para impulsar nuevos mecanismos de apoyo a personas vulnerables en materia de vivienda, el reparto de 1.524 toneladas de comida a cerca de 42.000 personas en situación de riesgo de exclusión o los 2,2 millones invertidos en subvenciones a las partes escénicas y la música a través del INAEM.

En materia de dinamización económica ha entresacado los 67,3 millones destrinados a la financiación de 137 proyectos a través del Centro de Desarrollo tecnológico Industrial (CDTI) y los 31,5 millones dirigidos a financiar 28 proyectos en Euskadi dentro del Plan REINDUS País Vasco. En materia de material sanitario y actuaciones extraordinarias, el informe Euskadi incluye la entrega a la comunidad autónoma de 6,3 millones de mascarillas y las 40 intervenciones en lugares públicos y privados que ha realizado las Fuerzas Armadas como ayuda y apoyo en el control de la pandemia y que incluyen desinfecciones, apoyo logístico a hospitales, traslado de pacientes y transporte de vacunas.

Archivado en:

Destacados