Pásate al MODO AHORRO

La negativa de EH Bildu a "condenar" la agresión a un exconcejal del PP retrotrae a Euskadi 10 años

La izquierda abertzale ha impedido una declaración de condena unánime en Donostia y Vitoria al negarse a firmar el documento que incluía la palabra "condena"

La portavoz de EH Bildu en el Ayuntamiento de Donostia, Reyes Carrere, el coordinador general, Arnaldo Otegi, y el portavoz del grupo juntero Juan Karlos Izagirre. / EFE
La portavoz de EH Bildu en el Ayuntamiento de Donostia, Reyes Carrere, el coordinador general, Arnaldo Otegi, y el portavoz del grupo juntero Juan Karlos Izagirre. / EFE

El pasado sábado, el exconcejal del PP de Vitoria, Iñaki García Calvo fue agredido en la terraza de un bar de la calle Cuchillería por nueve jóvenes tras reconocerle como miembro del PP. Las muestras de apoyo hacia el actual vicesecretario de comunicación de los populares alaveses tardaban poco en llegar, y desde ese mismo momento, distintos sectores, colectivos y partidos políticos se han mostrado tajantes y contundes en la condena de estos hechos. Todos, a excepción de EH Bildu.

Las últimas novedades han llegado desde San Sebastian, donde todos los partidos del Ayuntamiento, a excepción precisamente de EH Bildu, han condenado este ataque. Sin embargo, Eusko Alkartasuna se ha desmarcado de la postura de la coalición y sí ha expresado su condena ante lo ocurrido. Además, ha lamentado "que no haya existido un pronunciamiento unánime". Este movimiento dento de la coalición llega después de que EH Bildu se limitara a "rechazar" los hechos, pero no se quisiera adherir a la declaración institucional porque incluía el término "condena". Todo esto ocurría coincidiendo con la inauguración del Memorial de Víctimas del Terrorismo en Vitoria, donde todas las instituciones presentes se mostraban firmes contra la violencia.

El patrón seguido en Donostia, ya se había visto de la misma manera en Vitoria. El lunes por la mañana, el Ayuntamiento de la capital alavesa veía imposible sacar adelante una declaración de condena conjunta porque la izquierda abertzale lo impedía. El resto de formaciones sí firmaba el texto de "condena y repulsa más enérgica" pero EH Bildu pedía que por su parte, solo se reflejara el término "rechazo" y se quedaban al margen de la declaración de "condena". Seguían así la misma línea que había adoptado su portavoz municipal, Félix González, en redes sociales donde escribía: "Mostramos nuestro rechazo a las agresiones de ayer en el Casco Viejo y nos solidarizamos con las personas afectadas".

Unas palabras que, al propio García Calvo aseguraba le dolían en lo personal, pero en el plano político "no le sorprendían lo más mínimo". "La izquierda abertzale lleva haciendo esto mucho tiempo y si no se avanza en Euskadi es porque EH Bildu no quiere", apuntaba el exconcejal a este medio.

El alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran, ha sido uno de los que más duramente ha condenado esta agresión y afirmaba que estos sucesos ocurren más de lo que se sabe y se denuncia. "Hay personas mayores de la izquierda abertzale que, lejos de acabar con estas prácticas, animan a los jóvenes a continuarlas", añadía Urtaran . El hecho de que fueran unas personas tan jóvenes es uno de los detalles más preocupantes e Iñaki García Calvo, víctíma de esta agresión, considera que "hay gente muy joven que está haciendo el mismo daño que hace 20 o 30 años y con el mismo odio". "En qué momento hemos vuelto al pasado y sobre todo, hacía dónde vamos", lamentaba.

Desde el Gobierno vasco, el portavoz Bingen Zupiria también se pronunciaba al respecto viendo "inaceptable" la agresión a García Calvo pero sin cuestionar que Bildu se niegue a condenar. Zupiria, ha instado a ser "exigentes ante cualquier conato de violencia e intolerancia que se produzca" y ha señalado que estas agresiones "enlazan directamente, además, con los delitos de odio, pero no ha querido comentar la negativa de EH Bildu a "condenar".

Por si parte, el grupo parlamentario PP+Cs ha anunciado que promoverá en el Parlamento vasco una declaración de condena. La secretaria general del PP Vasco, Laura Garrido, han señalado que "la izquierda abertzale tendrá una nueva oportunidad de retratarse y, si no la suscribe, volverá a evidenciar que no tiene intención de hacer una mínima autocrítica ni quiere pasar página sobre la violencia terrorista".

Archivado en:

Destacados
Lo más leído