Pásate al MODO AHORRO

La oposición reactiva el 'vacunazo' tras sembrar dudas sobre una miembro del LABI

La vacunación en Basurto de Ana Collazos, miembro del LABI, sin estar en primera línea siembra dudas en los partidos de la oposición que sugieren que la consejera Gotzone Sagardui haya mentido al Parlamento

La consejera de Salud, Gotzone Sagardui, en una imagen de archivo. EP
La consejera de Salud, Gotzone Sagardui, en una imagen de archivo. EP

Por mucho que el PNV y Andoni Ortuzar lo exija, el caso del 'vacunazo' de miembros del PNV y de otros cargos y personal de Osakidetza cuando no les correspondía no se acaba. En la Comisión de Salud celebrada en el Parlamento vasco, la oposición recriminó ayer a la consejera Gotzone Sagardui que aclarase cuándo y por qué se ha vacunado Ana Collazos, jefa de la Unidad Básica de Prevención de Basurto y miembro del LABI. Aunque el Gobierno ha reconocido que, efectivamente, Collazos ha recibido las dosis de protección, desde los partidos de la oposición cuestionan que sea grupo prioritario ya que no atiende a pacientes en primera línea e incluso que haya recibido el suero de Pfizer en la fecha que asegura la consejera jeltzale.

Según la versión del Ejecutivo de Iñigo Urkullu, Collazos fue vacunada el pasado 15 de enero en Basurto, hospital en el que el se podujeron otras vacunaciones irregulares que acabaron con la destitución de su gerente Eduardo Maiz. En cambio, la oposición sospecha que la miembro del LABI 'participó' en la sesión secreta de vacunaciones en la que precisamente Maiz y otros altos cargos cercanos al PNV se saltaron la lista y se protegieron antes de que les tocase y por delante de los profesionales sanitarios que llevan en primera línea desde ahora hace un año.

"Falta de planificación"

Los partidos de la oposición han censurado a lo largo de la comparecencia la falta de planificación y control en el proceso de vacunación en Euskadi, han criticado la "soberbia" y "prepotencia" del Departamento de Salud ante las solicitudes de explicación y, tras acusar a su titular, Gotzone Sagardui, de "mentir", han vuelto a reclamar su dimisión.

Mientras tanto,  la consejera se ha remitido a esas explicaciones, que ha repasado de manera resumida. Ha reiterado en este sentido que cuando supo que el gerente de Basurto se había vacunado -sin registrarlo- cuando no le correspondía fue cesado al negarse a dimitir. También se ha reafirmado en que ignoraba que el gerente de Santa Marina tenía intención de vacunar a toda la plantilla en una sola jornada y que eso suponía "ignorar" los criterios de vacunación. De haberlo sabido lo hubiera evitado, ha asegurado.

"Faltar a la verdad"

Desde la oposición, la representante de PP+Cs Laura Garrido ha calificado de "desastrosa" gestión de la vacunación en Euskadi y ha denunciado que no existe un plan. Garrido ha acusado a la consejera de haber "faltado a la verdad" en sus explicaciones sobre lo sucedido en Santa Marina y le ha instado a reflexionar "seriamente" sobre su continuidad porque está "absolutamente inhabilitada" para seguir.

También ha censurado la "prepotencia" y "soberbia" del Gobierno vasco ante las críticas y ante el "varapalo" del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco, que ha permitido la reapertura de la hostelería en municipios en zona roja en contra del criterio de Ejecutivo.

"No es creíble"

Desde Elkarrekin Podemos-IU Jon Hernández ha dicho que "no es creíble" la versión de Sagardui sobre lo sucedido en Santa Marina y ha asegurado que si insiste en que se debió a un error evidencia que la planificación de la vacunación está siendo "chapucera". "Se ha mantenido en una versión en la que no cree nadie", ha resumido Hernández, quien ha preguntado a la consejera si debería sentirse responsable por esos "errores" en las vacunaciones.

"Ocultado información"

Rebeka Ubera, de EH Bildu, ha insistido en que Sagarudi ha "mentido, negado lo ocurrido y ocultado información" sobre las vacunaciones irregulares y ha remarcado que la campaña de vacunación está siendo un descontrol, con "falta de planificación y transparencia". La imagen es "realmente penosa, lamentable", ha descrito. Ubera ha asegurado que es necesario encauzar la situación y que para ello hace falta un "liderazgo firme" con "credibilidad", algo que de lo que ha dicho carece Sagardui.

"Puede haber errores pero si se actúa con arrogancia y no se asume responsabilidades se pierde credibilidad", ha enfatizado Ubera, quien ha acusado al Gobierno vasco de actuar con las vacunas como si fueran suyas.

Los dos grupos que sustentan al Gobierno vasco, PNV y PSE-EE, han insistido a través de Luis Javier Tellería y Ekain Rico, respectivamente, en que se han dado todas las explicaciones necesarias sobre este caso, en que existe un protocolo de vacunación remitido a todas las OSI y en que se ha apartado a quienes no lo cumplieron.

La consejera se ha defendido de las críticas de la oposición sobre la campaña de vacunación asegurando está perfectamente planificada y que se desarrolla "según lo previsto" y sin "ceder a rankings ni presiones mediáticas", y con grupos de vacunación están "definidos", señala Efe.

Destacados
Lo más leído