Pásate al MODO AHORRO

Sortu recibe entre aplausos al exjefe de ETA Mikel 'Antza' a su llegada a los juzgados de Donostia

El ex miembro de la banda terrorista ha comparecido por presunta implicación en el asesinato de Gregorio Ordóñez en 1995

Mikel Albisu 'Antza' accede al juzgado de San Sebastian, donde presta declaración por videoconferencia. / EP
Mikel Albisu 'Antza' accede al juzgado de San Sebastian, donde presta declaración por videoconferencia. / EP

Sortu ha mostrado este martes entre aplausos su "apoyo y solidaridad" al ex jefe de ETA Mikel Albisu, 'Mikel Antza', que ha comparecido por videoconferencia, desde los juzgados de San Sebastián, por su presunta implicación en el asesinato del teniente de alcalde de San Sebastián Gregorio Ordóñez (PP) el 23 de enero de 1995.

Albisu ha comparecido a petición del juez de la Audiencia Nacional Alejandro Abascal por su supuesta participación en crimen del dirigente popular, pero se ha acogido a su derecho a no declarar. Al llegar a los juzgados, varios miembros de la formación abertzale le han esperado a las puertas de la sede judicial, donde se han concentrado con una pancarta en la que se leía: 'Konponbidea eta bakea' (solución y paz', y "Mikel Albisu gurekin (Mikel Albisu con nosotros)".

Entre los integrantes de Sortu, a los que se han sumado algunos de EH Bildu, que han recibido a 'Antza' entre aplausos, se encontraban el miembro del Consejo Nacional de Sortu Aimar Altuna, Rufi Etxeberria, José María Olarra, Reyes Carrere o Iñaki Alegría.

Este movimiento de Sortu llega apenas días después de que despidiera y "llorara" el fallecimiento del histórico miembro de ETA, Antton Troitiño, al que definen como "víctima de este conflicto". Troitiño falleció el viernes en Irún a consecuencia del cáncer que sufría y por el que fue excarcelado a principios de este mismo año. La muerte del antiguo miembro del 'comando Madrid' servía a los principales dirigentes de EH Bildu y Sortu, incluidos Arnaldo Otegi y Arkaitz Rodríguez, para denunciar la política penitenciaria y dedicarle un recuerdo especial. 

Además, Sortu renovará su dirección en un congreso que celebrará el próximo enero y una de las personas que la formación de la izquierda abertzale baraja incluir en la ejecutiva es David Pla. El último jefe de ETA al que se conoce porque leyó el comunicado del "cese definitivo de la actividad armada" de 2011.

Hoy, en declaraciones a los periodistas, Altuna ha señalado que, con esta concentración, pretendían denunciar la imputación de Mikel Albisu y mostrarle su "solidaridad y apoyo". "Hoy, diez años después de la declaración de Aiete, la izquierda independentista ha dado pasos, está dando pasos y seguirá dando pasos hacia la paz, la convivencia y para una solución democrática con el conflicto que tenemos con el Estado", ha señalado.

A su juicio, "por contra, los que siempre, siguen intentando obstaculizar ese camino". "Por tanto, lo decimos alto y claro, que en este pueblo la paz, la convivencia y la solución necesita que Mikel esté con nosotros para que, entre todos, podamos construir un pueblo que pueda vivir en paz y en libertad", ha añadido.

El juez le prohibe salir del país

El juez de la Audiencia Nacional Alejandro Abascal ha prohibido salir del país al exdirigente de ETA Mikel Albisu, Antza, investigado por el crimen en 1995 del teniente de alcalde del PP en San Sebastián Gregorio Ordóñez, si bien le ha advertido de que si lo incumple se dictará su ingreso en prisión.

El magistrado también ha acordado la retirada de su pasaporte y la designación de un domicilio en España tras tomarle declaración en el marco de la causa en la que se le investiga por su posible responsabilidad en el atentado como miembro del "comité ejecutivo" de la banda entonces.

En su auto, el juez acepta "como fiables y verosímiles indiciariamente todos aquellos elementos relacionados", entre otras cuestiones, con "la función decisiva y necesaria del máximo órgano de decisión" de ETA para cometer un atentado y "el relevante papel desempeñado" por Antza en el comité ejecutivo de la banda, "en relación con las órdenes" para asesinar a Ordoñez, "recopilada fundamentalmente en la documentación" incautada a miembros de ETA.

Y dada "extraordinaria gravedad del delito que se le imputa" y las penas a las que podría enfrentarse, el juez no ve irracional que pudiese eludir la Justicia, razón por la que ha adoptado las citadas medidas cautelares.

'Mikel Antza' fue detenido en octubre de 2004 en una granja del sur de Francia donde se ocultaba. Junto a él fue arrestada su compañera sentimental Marixol Iparraguirre, 'Anboto'. Aquella macrooperación supuso un duro golpe para la banda. Cuando fue detenido, Albisu estaba considerado como 'número uno' del aparato político de ETA. En el juicio celebrado en París en 2010 fue condenado a 20 años como jefe político de ETA, una pena que terminó de cumplir en 2019.

 

Archivado en:

Destacados