Pásate al MODO AHORRO

Síndrome de fatiga crónica: conoce las causas que pueden provocarla

Se trata de un trastorno cuyo síntoma principal es el cansancio físico y mental que incapacita al afectado para las actividades rutinarias

Una mujer muestra signos de cansancio frente al ordenador / PEXELS
Una mujer muestra signos de cansancio frente al ordenador / PEXELS

El síndrome de fatiga crónica, conocido también como encefalomielitis miálgica, es una enfermedad muy discapacitante y de larga duración que puede afectar a varios sistemas del organismo, por lo que puede dificultar la realización de actividades rutinarias. 

Es un trastorno que se manifiesta como cansancio sin que exista una causa aparente que lo provoque. Su origen es desconocido pero las infecciones, sobre todo las producidas por determinados virus, pueden desencadenar la enfermedad

Habitual en mujeres

Aunque hay personas con cierta predisposición genética, suele aparecer con mayor frecuencia en la población femenina y de mediana edad.  El doctor Juan Carlos Gómez, neurólogo de la Unidad de Neurociencias Clínicas de la Policlínica Guipuzkoa, explica que, “como la fibromialgia o enfermedades de este estilo, es cuatro veces más frecuente en mujeres jóvenes”

Sobre sus posibles causas y su sintomatología, el especialista indica que es una enfermedad compleja y debilitante que incapacita a los pacientes para el ejercicio físico y que no remite tras el reposo. “En una proporción alta de los pacientes se produce tras una infección viral. La fatiga no sólo es física sino también mental; presentado los pacientes déficit de atención en lo que llaman “niebla mental”, aclara. “Es un síndrome que presenta diferentes síntomas que se caracterizan porque los pacientes se muestran muy cansados y que son incapaces de desarrollar las actividades que hacían previamente”, señala el especialista.

Tratamiento individualizado

Además, el neurólogo indica que otras de las señales habituales son las alteraciones cognitivas, que afectan a la capacidad de concentración. “Los pacientes son incapaces de leer un libro o ver una película y cuando eso se prolonga en el tiempo deben visitar a un especialista”, sostiene.

De todos modos, el diagnóstico y su posterior tratamiento tienen que estar adaptados a cada caso. Requiere un trato individualizado, una “terapia a la carta”, como declara el neurólogo. “Hay que abordar el síntoma y la causa. Hay que estudiar cada uno de los síntomas, que pueden asociar como son la taquicardia, mareos, insomnio, cefalea, fatiga o déficit de atención, entre otros. Hay que buscar la causa; si hay un problema en eltiroides, habrá que hablar con el endocrinologo; y si es un problema de inmunidad, habrá que aplicar tratamientos inmunomoduladores”, insiste.

La ‘resaca’ del Covid

El síndrome de fatiga crónica es una afección médica que suele aparecer tras una infección vírica y que provoca fiebre, dolor y cansancio prolongado y depresión, que también está afectando a los pacientes que se han contagiado de Covid-19. 

Se está dando una importante casuística de pacientes que han pasado el coronavirus y se quejan de síntomas persistentes después de su recuperación. 

Nuevos criterios de la OMS e inicio del tratamiento 

“Un paciente con síndrome de fatiga crónica postcovid que tenga anticuerpos muy elevados se pueden beneficiar de este tipo de tratamientos, hasta el punto de mitigar los síntomas, que en muchas ocasiones son producidos por trastornos de autoinmunidad y que se manifiestan por cansancio extremo físico y mental”. 

La última definición recientemente publicada por la OMS habla de síntomas que persisten después de 12 semanas de la infección aguda y que no se mitigan en los dos siguientes meses tras el inicio de los síntomas., concluye el neurólogo de la Policlínica Guipuzkoa.

Archivado en:

Lo más leído
Destacados