Pásate al MODO AHORRO

A&G continúa su expansión y desembarca en el País Vasco

La clientela vasca demanda productos distintos de los activos bancarios tradicionales, como son los de inversión alternativa

Edificio A&G Madrid /EP
Edificio A&G Madrid /EP

A&G, la primera entidad independiente de banca privada española, continúa su red de expansión por todo el territorio español y abrirá próximamente una oficina en Bilbao. Con su apertura, desembarca en Euskadi y se suma a la lista de ciudades españolas que cuentan con oficina; Madrid, Barcelona, León, Logroño, Santander, Sevilla, Pamplona, Valladolid y Valencia.  Además, también tiene una filial en Luxemburgo.

Las dos incorporaciones al equipo, Ainhoa González Más y Ana Bárcena, han sido el punto clave para trasladarse hasta Euskadi. Ellas serán las encargadas de liderar la actividad de los vascos que lo soliciten. “El País Vasco ha sido siempre una plaza financiera importante. Es por ello que los clientes parten con un nivel de cultura financiera elevado y  mayor tolerancia al riesgo respecto a otras geografías, pero también  mayores exigencias a sus proveedores financieros”, señalan González y Bárcena. Por ello, en los tres últimos años, se han incorporado  más de 21 miembros al equipo, además de varios gestores y selectores de fondos, que han permitido ampliar su red de oficinas. Actualmente dispone de 205 empleados y 80 especialistas en banca.

La entidad cuenta con licencia bancaria, ofreciendo  a sus clientes todo tipo de vehículos de inversión. Asimismo, tiene un departamento especializado en capital privado  a la vez que posee tanto un producto propio como de terceros con los que mantienen un acuerdo. “Llevamos más de 25 años incluyendo productos de inversión alternativa en las carteras de nuestros clientes, tenemos especialistas en un departamento de selección de fondos con amplia experiencia, y varios gestores y fondos propios. También contamos con una mesa de Renta Fija y un departamento que da servicio a clientes institucionales”, manifiestan desde A&G.  

Según explica la firma dirigida por Alberto Rodríguez-Fraile, “el cliente  vasco demanda una visión holística de su patrimonio,  asesoramiento personalizado y especializado, tanto a nivel de servicio, como de producto, y que todo ello se realice desde la independencia y transparencia. Vemos un interés creciente por las inversiones alternativas reales, que aporten descorrelación y diversificación a los activos financieros tradicionales, y a la vez eleven las rentabilidades esperadas de las carteras". 

Expectativas de mercado

La pandemia ha obligado a parar el mundo y a reiniciarse. Los tipos de interés se mantendrán bajos durante un largo periodo de tiempo. Por ello, tal y como apunta el Director General de Inversiones, Diego Férnandez Elices, “el activo preferido es la renta variable, que sin estar barata, goza de un entorno de liquidez muy favorable y pensamos se verá beneficiada de una inflación moderada y un crecimiento bajo, pero sostenido en el tiempo. Por lo tanto, será importante la gestión activa, porque la divergencia entre sectores, geografías y compañías será muy alta, por lo que un asesoramiento adecuado toma aún más relevancia”. 

Con los tipos bajos y valoraciones de las bolsas algo exigentes, la diversificación a través de productos alternativos toma gran relevancia. Desde A&G según el perfil de riesgo, las necesidades de liquidez y la estrategia de inversión “ recomendaremos completar la cartera financiera con productos muy diferentes, que pueden ir desde la inversión en inmobiliario, hasta tomar participaciones en pequeñas start-ups o energías renovables”.

 

Archivado en:

Lo más leído
Destacados