Pásate al MODO AHORRO

Las obras del TAV en Vitoria avanzarán a la vez que los estudios ambientales

En la reunión en Madrid no se fijan plazos específicos aunque se apuesta por agilizar las obras del TAV

El consejero Arriola, el diputado general de Álava, Ramiro González, y el alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran, ayer en Madrid con el secretario de estado de Transportes, Pedro Saura
El consejero Arriola, el diputado general de Álava, Ramiro González, y el alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran, ayer en Madrid con el secretario de estado de Transportes, Pedro Saura

El consejero de Transportes, Iñaki Arriola, el diputado general de Álava, Ramiro González, y el alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran, han regresado de Madrid sin establecer una fecha fija, la última estimación hablaba de 2027, para la llegada del TAV a la capital alavesa. En la cita con el secretario de estado de Transportes, Pedro Saura, Tampoco se ha concretado el coste total de la obra (se valora en mása de 700 millones de euros) aunque se ha acordado, eso sí, agilizar en lo posible los plazos de una obra que en estos momentos se encuentra junto con el nudo de Arkaute en fase de tramitación ambiental.

En este sentido, la sociedad para la integración del ferrocarril en Vitoria-Gasteiz, compuesta por las cuatro instituciones presentes en la reunión, ha acordado avanzar en la redacción de los proyectos constructivos de forma paralela a la tramitación del estudio informativo. Arriola también ha puesto de manifiesto en la reunión el interés del Gobierno vasco por ejecutar directamente y mediante encomienda de gestión parte de las obras del nudo de Arkaute cuando la situación lo permita, una fórmula que ya se está utilizando en el ramal guipuzcoano del TAV, que está ejecutando el Gobierno vasco casi en su totalidad

Arriola ha ratificado que el compromiso del Gobierno vasco con el soterramiento del tren de alta velocidad en la capital alavesa es claro y que afrontará “sin ninguna duda” el porcentaje del coste de esta obra que le corresponde cuando llegue el momento (la mitad le corresponde al Gobierno español, el 25% al Gobierno vasco, el 15% al Ayuntamiento y el 10% a la Diputación) “porque se trata de una actuación estratégica para Vitoria-Gasteiz y la solución acordada para integrar la llegada de la alta velocidad a la ciudad”. Un compromiso también ya asumido, en sus respectivos porcentajes, por el alcalde de Vitoria y el diputado general.

El consejero Arriola ha recordado que el estudio de impacto medioambiental en el que se encuentran ahora tanto el proyecto del soterramiento del ferrocarril en Vitoria como el del nudo de Arkaute es un procedimiento “complejo, que cuenta con más de 11.000 alegaciones que el Ministerio para la Transición Ecológica debe resolver”. 

Archivado en:

Lo más leído
Destacados