Pásate al MODO AHORRO

Aumentan los ataques a la Ertzaintza por hacer cumplir las restricciones sanitarias

El lehendakari, partidos e instituciones, salvo EH Bildu, respaldan la actuación de la Ertzaintza y las policías municipales

Agencias

El Gobierno Vasco, encabezado por el lehendakari, instituciones, como el delegado del Gobierno en Euskadi, Denis Itxaso y partidos políticos como PNV, PSE y Partido Popular, además de los sindicatos de la Ertzaintza, han condenado los ataques a agentes de la policía vasca cuando anoche trataban de hacer cumplir las normas sanitarias frente a la covid en Santurtzi, y ante botellones que se celebraban en San Sebastián y Pasaia. Una reacción que responde a la preocupación de las administraciones y dirigentes ante la evolución de los acontecimientos que comenzaron ya el jueves por la noche en San Sebastián y que se han sucedido este fin de semana también en la capital donostiarra, en la localidad vizcaína de Santurtzi, así como en Pasaia, Gipuzkoa. Una reiteración que ha llevado al propio Urkullu ha cuestionarse si estos altercados "son espontáneos". 

Además del rechazo de los sucesos, el respaldo a la actuación de la Ertzaintza y de las policías locales ha sido otra base común en los mensajes, salvo en el caso de EH Bildu. Y que este punto está siendo uno de los que mayor malestar está generando en los cuerpos de policía. Desde los sindicatos de la Ertzaintza, ESAN y Erne, han responsabilizado directamente de este clima a la formación de la izquierda abertzale. A su juicio, declaraciones como las de Arnaldo Otegi y Maddalen Iriarte criticando la actuación de la Ertzaintza han favorecido la repetición de los ataques. Los dirigentes de la izquierda abertzale habían manifestado que la actuación de la policía vasca había sido sobredimensionada y desproporcionada con el uso de la violencia. 

El lehendakari Urkullu en un mensaje enviado este domingo ha trasladado su apoyo a la Ertzaintza y policías locales en su "defensa de la salud pública" y, además, ha defendido que las actuaciones han sido "profesionales y proporcionales". 

El delegado del Gobierno en el País Vasco, Denis Itxaso, ha expresado su apoyo a los agentes i y se ha preguntado "¿a quién sino a la Ertzaintza corresponde hacer valer el principio de autoridad?", al tiempo que ha avisado de que "deslegitimar la acción de la policía entraña riesgos".

El presidente del PP vasco, Carlos Iturgaiz, también ha apoyado a la Ertzaintza "por hacer cumplir la Ley frente al desafío de una kale borroka organizada por manifestantes infectados con el virus de ETA y sus métodos". "El covid es pretexto para que linchen a la Ertzaintza con apoyo de radicales, Bildu y Podemos", ha añadido.

Últimos altercados

Los últimos incidentes llegan después de que altercados similares ocurridos el día de San Sebastián en la Parte Vieja de la ciudad, donde resultaron heridos nueve agentes y un joven, y se practicaron cuatro arrestos. En la noche del sábado, los disturbios más graves ocurrieron en el municipio vizcaíno de Santurtzi cuando hacia las 21;30 horas una patrulla intervino en Mamariga, donde había un grupo de más de 30 personas, algunos sin mascarilla y sin respetar las distancias. Cuando patrullas de apoyo se dirigían a la zona, un conductor cruzó su coche delante de los vehículos policiales para obstaculizar su paso y evitar que llegaran al lugar donde estaban siendo agredidos sus compañeros. Este conductor, de 34 años, fue detenido por sendos delitos contra la seguridad vial y desórdenes públicos. La Ertzaintza logró controlar la situación tras la llegada de más recursos policiales y arrestar a uno de los presuntos autores de la agresión, de 44 años, por delitos de atentado a agente y lesiones.

También anoche la Ertzaintza tuvo que intervenir por la concentración de varios grupos de personas en diferentes calles de la Parte Vieja de San Sebastián, por la convocatoria de un botellón por redes sociales. Cuando llegaron los agentes, les arrojaron botellas y material pirotécnico y nueve personas fueron identificadas en dichos altercados.

En el municipio guipuzcoano de Pasaia, la Ertzaintza acudió cuando una veintena de personas estaba realizaba un botellón en una plaza y al llegar las patrullas fueron recibidas con insultos y el lanzamiento de botellas. Además, prendieron fuego a un contenedor.




 

Destacados
Lo más leído