Pásate al MODO AHORRO

La industria acapara más de la mitad de las bajas laborales en Euskadi

El perfil del absentista vasco es un hombre dedicado a la industria en Bizkaia

Pablo Saenz

Pablo Sáenz | José Manuel Navarro

Trabajador en una industria vasca. / EP
Trabajador en una industria vasca. / EP

En unos tiempos donde el absentismo laboral está en boca constante de la patronal como uno de los grandes problemas de la industria vasca, continúa el reguero de informes que señalan la dimensión de este problema en Euskadi. Después del polémico informe de Randstad que aseguraba que 65.681 vascos faltan de media a su trabajo a diario y que 17.828 lo hacían sin causa justificada, este miércoles Adecco hacía público un segundo estudio señalando las carencias de Euskadi en esta materia, en la que la comunidad autónoma volvía a liderar el ránking de absentismo laboral. Sin embargo, ¿por qué faltamos tanto?, ¿en qué sectores la gente se ausenta más del trabajo? Y lo más importante: ¿por qué lo hace?

Según datos del informe de Adecco recopilados por 'Crónica Vasca', la industria es la que más ausencias laborales acapara y es el sector que más absentismo registra, con Bizkaia con las tasas más altas de bajas entre los trabajadores varones. Dicho de otra manera, el 'retrato robot' del trabajador que falta al trabajo es el trabajador de la industria vizcaína, un sector particularmente masculinizado como se deja ver en movilizaciones como las que llevó este jueves a cabo el sector del metal.

Los datos recopilados por el Insituto Nacional de Estadística (INE) en el arranque de este año, Euskadi repetirá las cifras de absentismo de 2021 e incluso marcha en 2022 una décima por encima -8,5% frente al 8,4% del año pasado-, si bien Canarias va por delante de Euskadi y arrebataría al País Vasco el puesto más alto de un ranking que ninguna patronal quiere que su comunidad autónoma lidere, si bien esta tendencia ya se dio también en el arranque de 2021 y el año cerró de forma distinta. De hecho, las cifras de absentismo de Euskadi han crecido con respecto al arranque del año pasado mientras que han descendido en Canarias.

Según los datos ofrecidos por Osalan, en Euskadi, durante los primeros cinco meses de 2022 se han producido 658 bajas por enfermedad -quedan excluidas la enfermedad común y los accidentes de trabajo-, 16 más que en el mismo periodo de 2021, es decir, un 2,4% más. Esto supone una media de 4 bajas por enfermedad diarias. Por sectores, la Industria es el que registra números más altos, con un total de 345 bajas médicas, una más que durante el periodo enero-mayo de 2021. Le sigue el sector Servicios con 270, la Construcción (41) y la Agricultura, Ganadería y Pesca (2) está en la cola con las tasas más bajas.

Por territorios, Bizkaia es la región con mayor número de bajas por enfermedad registradas, un total de 336. Le sigue Gipuzkoa, que suma 239, y Álava no supera los 100 expedientes, con 83. 

Trabajador de la industria con mascarilla. / EP
Trabajador de la industria con mascarilla. / EP

Enfermedades más frecuentes

En total, la Comunidad Autónoma Vasca ha registrado 1.365 partes de enfermedad comunicados -con y sin baja médica-. Así, por patologías, la afección médica que más afecta a los empleados vascos es la causada por agentes físicos, es decir, lesiones corporales por cuestión de postura o movimientos forzados, sumando un total de 1.207 partes, es decir algo más del 83%.

Estas patologías físicas afectan a más hombres (723) que mujeres (484). A su vez, este dato se debe a que en el sector predomina una mayor presencia del primer sexo. Por otro lado, las enfermedades de la piel ocupan el segundo puesto de la lista con 59 notificaciones, le siguen las enfermedades producidas por agentes químicos (38), las provocadas por inhalación (35),  las infecciosas y parasitarias (24) y en último lugar las que se deben a agentes cancerígenos (10).

Trabajadores del sector de la construcción. / EP
Trabajadores del sector de la construcción. / EP

Accidentes laborales

En cuanto a los accidentes de trabajo, Euskadi registró hasta mayo un total de 16.065 accidentes laborales con baja, lo que supone un ascenso del 3,7% respecto a los cinco primeros meses del pasado año. A su vez, esto significa que se producen 123 bajas laborales diarias por accidentes en el lugar de trabajo o en el camino de ida y vuelta de este.

Del total, 13.598 fueron leves, 93 graves y nueve mortales (dos menos que en 2021). A diferencia de las bajas por enfermedad, el sector con más siniestralidad laboral es el de Servicios (7.272 accidentes), seguido de la Industria (4.409), Construcción (1.769) y Agricultura, Ganadería y Pesca (250).

Destacados