Pásate al MODO AHORRO

La oposición recrimina al Gobierno su "paso atrás" en las irregularidades de la OPE de Osakidetza

Consideran que no pactar las bases de la OPE con los sindicatos es "volver a la casilla de inicio" porque no despeja las "dudas" de que las filtraciones de exámenes puedan volver a repetirse

Participantes de una OPE en el BEC. / EP
Participantes de una OPE en el BEC. / EP

Los grupos de la oposición han recriminado al Gobierno vasco que haya aprobado las bases de la próxima OPE 2018-2019 sin acuerdo con los sindicatos y han considerado que se ha dado "un paso atrás" a la hora de despejar "dudas y sospechas" sobre que puedan volver a repetirse las graves irregularidades de la anterior oferta pública de empleo, en la que se produjeron filtraciones de los exámenes, que dieron lugar a un proceso judicial que sigue abierto, y que tuvo también consecuencias políticas, como la dimisión del entonces consejero Jon Darpón y de varios altos cargos del departamento de Salud.

Osakidetza aprobó el pasado 11 de noviembre  las bases de la próxima OPE de Osakidetza con el voto en contra de todos los sindicatos presentes en la mesa sectorial.

La próxima OPE,  en la que salen 3.233 plazas, es la primera que se convoca por parte del Servicio Vasco de Salud después del escándalo de la anterior, y en la decisión de Osakidetza es, entre otras cosas, que serán los propios tribunales de las categorías las que decidirán quién elaborará los exámenes en la próxima OPE, lo que las centrales consideran que no garantiza que no se puedan evitar las irregularidades de la anterior. En principio iba a ser el IVAP el que se encargara da de esta elaboración, pero Osakidetza ha desechado esta opción por "imposibilidad técnica".  El problema está en que el IVAP no tiene personal especializado que sea capaz de elaborar las pruebas.

EH BilduElkarrekin Podemos han transaccionado una moción presentada por la coalición abertzale  en la que coinciden con las centrales sindicales en su apreciación de que no se despejan las dudas sobre que puedan repetirse las irregularidades y consideran "un paso atrás" el que sean los propios tribunales los que decidan quién elabora los exámenes. En la moción instan al Gobierno a "reformular el modelo de examen y de  acceso para conseguir la igualdad de oportunidades", que se "retomen las negociaciones con los sindicatos y que se pacte cuál va a ser la actuación del IVAP" en todo el proceso.

Aunque el PP no se ha sumado con su firma a la moción de Elkarrekin Podemos y de EH Bildu no se ha opuesto a ella, sino que se ha abstenido, para votar su propia moción, en la que ha defendido que el Ejecutivo tome las medidas necesarias para que se garantice la "transparencia" del proceso, porque "no tiene que repetirse este capítulo negro de la historia de Osakidetza".

"Hemos vuelto a la casilla de inicio"

"Hemos vuelto a la casilla de inicio", ha señalado la parlamentaria Rebeka Ubera, que ha instado al Gobierno y a los partidos que le sustentan, a que reflexionen  cuál es el motivo para que Osakidetza se haya quedado de nuevo "solo". Y ha recordado que se había pactado que las normas de las próximas OPE se acordaran con los sindicatos.

"El mensaje que se lanza a la sociedad es muy grave, y es que hay un ámbito de impunidad, que estamos protegidos para que se hagan estas prácticas". "Parece que el que se haga la lectura de que no tiene un coste electoral, da pie a que se mantengan las prácticas irregulares en Osakidetza. Es muy triste lo que está pasando", ha señalado Ubera. 

 

El representante de Elkarrekin Podemos, David Soto, ha recalcado que no ponen en duda, ni a los trabajadores de Osakidetza ni la necesidad de que se lleven a cabo las OPE y ha recalcado que el Gobierno sabía que el IVAP no tenía capacidad técnica para elaborar los exámenes y no lo ha solucionado. "No se ha querido solucionar esta cuestión".

Laura Garrido, del PP, ha recordado  que en "la anterior OPA la ley no se cumplió y hubo trato de favor, y no fue un proceso limpio", y por ello ha recalcado que es necesario buscar el acuerdo con los sindicatos para pactar las bases.

La enmienda ha decaído por los partidos del Gobierno han votado a favor de su propia enmienda, en la que se insta al Gobierno a que "no se pierda ninguna de las plazas que se pueda convocar" y que "se garanticen los méritos y la transparencia".

Desde el PNV, Keman Orbegozo,  ha considerado que con las críticas al proceso se siembran dudas sobre los profesionales de Osakidetza. Algo que han rechazado los grupos de la oposición.

Mikel Rico, parlamentario del PSE, ha recalcado que "la legalidad y la transparencia no se negocia", ha señalado en relación con la falta de acuerdo con los sindicatos. "Se cumple, y a quien no lo cumpla a los juzgados". Además, ha criticado que la oposición carga contra los tribunales que vayan a hacer los exámenes, sembrando sospechas sobre ellos.

 

 

 

Archivado en:

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Destacados