Pásate al MODO AHORRO

La pandemia sobrepasa a Osakidetza e impide el rastreo de contagios en los colegios

El importante auge de los contagios y el desbordamiento de la sanidad hace que no se pueda cumplir con el protocolo de rastreo en los centros escolares

Niños con mascarillas en un centro escolar de Euskadi/Irekia
Niños con mascarillas en un centro escolar de Euskadi/Irekia

La OSI Araba ha informado que, "debido a la situación actual, no puede asegurar" que a las familias con niños confinados por casos de la covid "se les vaya a contactar por parte de Osakidetza para la realización de pruebas”. Por lo tanto, el Departamento vasco de Salud no puede garantizar que, en todos los casos, se pueda cumplir el protocolo sanitario para el rastreo de los casos positivos del alumnado y pide que las escuelas informen de ello a las propias familias afectadas. Así lo ha comunicado, la Organización de Servicios Integrados de Osakidetza a las escuelas, mediante un comunicado. 

'Crónica Vasca' ha intentando ponerse en contacto con varias fuentes del Departamento de Osakidetza para poder contrastar la información y conocer las razones del cambio de proceder en el rastreo de los casos positivos en los centros educativos, pero desde Salud no han facilitado aclaración al respecto. De todas formas, los colegios tendrán un cierto respiro en las próximas fechas, debido al cierre de la clases por las vacaciones navideñas que se producirá durante los próximos días, lo que hará que la incidencia de los positivos recaiga en las familias. La preocupación de la sociedad recae en la falta de control y de rastreo de los positivos de los niños a escasos días de que los menores celebren las Navidades con sus familias y personas mayores.

La Red de Vigilancia Epidemiológica de Osakidetza varió el pasado 9 de diciembre su protocolo de actuación en los centros escolares dando prioridad al rastreo o investigación de los casos positivos de menos de 72 horas desde el resultado. A los de más de 72 horas, se les hace un rastreo del entorno familiar a través de un SMS que indica a los familiares solicitar una prueba PCR mediante un formulario sanitario. No establecía cambios en el procedimiento de educación infantil donde un caso positivo implica que todo el alumnado es contacto estrecho y debe permanecer en cuarentena, así como realizarse las pruebas pertinentes; en educación primaria se sustituye el rastreo individual por cribados de aula y en secundaria obligatoria y bachillerato el rastreo se seguirá en el aula, sin cambios con los establecido hasta el momento. 

Las aulas clausuradas por casos de coronavirus este lunes ascienden a 460, lo que supone 75 más que el anterior día lectivo, el viernes de la semana pasada, una jornada en la que se registró un incremento de clases cerradas del 39% respecto al jueves. El Departamento de Educación del Gobierno Vasco ha informado de este aumento de la incidencia de la pandemia en el sistema educativo, sin que haya ningún centro con su actividad presencial totalmente suspendida. También ha aumentado el número de centros escolares afectados por casos de la covid, de los 189 del viernes a 205 este lunes. Con estos datos, las aulas clausuradas suponen el 2,6% del total de las 17.470 clases de todo el sistema vasco desde los 2 años hasta la educación no universitaria postobligatoria

La sexta ola de contagios está golpeando con fuerza en el territorio vasco a pocos días del inicio de las Navidades, un periodo en el que se incrementan las relaciones sociales y que hacen augurar un empeoramiento de la situación epidemiológica. La consejera de Salud, Gotzone Sagardui, ha actualizado este lunes en el Parlamento vasco los datos que confirman la tendencia al alza, ya que ayer fueron 1.607 nuevos positivos, de ellos,  220 casos de la variante ómicron, y la incidencia acumulada está en 1.179 casos por 100.000 habitantes. Sobre la situación en los hospitales, Sagardui ha comunicado que hay 324 pacientes ingresados por la covid en los hospitales, 105 pacientes en las UCI. El lehendakari aseguró el pasado viernes en el pleno de control del Parlamento vasco que se habían duplicado los equipos de la red de rastreo para intentar hacer frente al alud de contagios que padece la comunidad vasca. Un refuerzo que llega tras el alto nivel de contagio tan sólo unos meses después de que Osakidetza hubiera mermado a la mitad la plantilla de rastreo.

 

Destacados