Pásate al MODO AHORRO

Sare asegura que el acto de Arrasate es compatible con la solidaridad con las víctimas

Joseba Azkarraga insiste en que "no hay ningún homenaje a nadie. Se trata de rechazar la política penitenciaria de excepción, el resto es tergiversar"

El portavoz de la red Sare de apoyo a los presos de ETA, Joseba Azkarraga. / EFE
El portavoz de la red Sare de apoyo a los presos de ETA, Joseba Azkarraga. / EFE

El portavoz de la red Sare de apoyo a los presos de ETA, Joseba Azkarraga, ha defendido que al acto convocado para mañana en Arrasate (Gipuzkoa) es "compatible con la solidaridad hacia las víctimas" de ETA y ha insistido en que no se trata de un homenaje sino de rechazar la política penitenciaria "de excepción".

Azkarraga, que ha comparecido en rueda de prensa para explicar el cambio de la manifestación prevista el 8 de enero en Bilbao para reclamar el acercamiento de los reclusos de ETA por concentraciones en distintas localidades, ha respondido también a preguntas de los periodistas sobre el acto que se desarrollará mañana en el municipio guipuzcoano.

Colectivos de víctimas y partidos han denunciado que en esta convocatoria se iba a enaltecer la figura de etarras como Henri Parot, pero el portavoz de Sare, ha insistido este miércoles en que su finalidad es rechazar "la política penitenciaria de excepción", al tiempo que ha recordado que se han eliminado del cartel de la convocatoria los nombres Parot, de José Manuel Pagoaga "Peixoto" y de Eugenio Barrutiabengoa, "Arbe", prófugo de la justicia en Venezuela.

Ante la petición del delegado del Gobierno, Denis Itxaso, para que Sare "no contribuya a causar un dolor innecesario e injusto" a las víctimas de ETA, Azkarraga ha respondido que la decisión de eliminar los nombres de los tres etarras se ha hecho porque la asociación consideró que "se podría crear un dolor añadido" a las personas afectadas por el terrorismo.

Con este cambio, ha asegurado que el acto "se hace compatible con la solidaridad hacia el dolor de las víctimas", según recoge Efe. "No hay ningún homenaje a nadie. Se trata de rechazar la política penitenciaria de excepción, el resto es tergiversar", ha zanjado, después de que la Delegación de Gobierno haya puesto en conocimiento de la Fiscalía de la Audiencia Nacional la celebración de este acto.

Según los datos que ha avanzado, en estos momentos 84 presos de ETA cumplen condena en las cárceles vascas y navarra, 90 en prisiones del resto de España y una veintena en Francia.

La tradicional marcha que Sare convoca el 8 de enero en Bilbao para reivindicar el acercamiento de estos reclusos al igual que el pasado año se sustituirá por concentraciones en distintas localidades vascas y navarras por la pandemia.

Azkarraga ha instado a las personas que acudan a estos actos, que se iniciarán en todos los municipios a las 17.00 horas, que cumplan con las medidas sanitarias.

Sí se mantiene la mesa redonda prevista para ese día en el Palacio Euskalduna de Bilbao que, con el título "avanzando hacia la convivencia", contará con la participación de víctimas de distintas violencias.

Archivado en:

Destacados