Pásate al MODO AHORRO

El Sindicato de Enfermería denuncia mala organización y falta de personal en Atención Primaria

SATSE alerta de que esta situación "puede poner en riesgo la seguridad del paciente"

Una enfermera inyecta la vacuna contra la gripe a un paciente en Osakidetza. / EP
Una enfermera inyecta la vacuna contra la gripe a un paciente en Osakidetza. / EP

El Sindicato de Enfermería de Euskadi (SATSE) ha denunciado la mala organización y falta de personal en los centros de Salud, que pone en peligro la salud y seguridad de los pacientes y del propio personal.

Además de eso, el desmantelamiento hace semanas de los "vacunódromos" ha hecho que las vacunas de la gripe y contra la COVID-19 se estén inoculando al mismo tiempo en los centros de salud, lo cual ha resultado en una sobrecarga de trabajo para las enfermeras.

Según alerta la portavoz de SATSE Euskadi, Amaia Mayor, "esta situación puede poner en riesgo la seguridad del paciente" porque, en el intervalo de un minuto entre vacunas, hay que hacer preguntas sobre fiebre, alergias, vacunas anteriores y medicación, entre otras.

La situación de sobrecarga que denuncian se agravó con la COVID-19, porque surgieron más necesidades en la atención primaria como una sala destinada a las pruebas PCR y de antígenos, pero el personal seguía siendo el mismo.

Además, según declaran desde SATSE y recoge Efe, "cuando se estaba produciendo este aumento de tareas para las enfermeras, denunciamos que cuando volviéramos a `la normalidad´ esto no iba a cambiar y se iba a perpetuar, y efectivamente esto es lo que está pasando"

Archivado en:

Destacados