Pásate al MODO AHORRO

El crecimiento económico en 2021 se desinfló, pinchado por el IPC y las crisis de suministros

El Instituto Vasco de Estadística avanza el dato de la evolución económica del 2021 que se queda en un 5,5%, muy lejos de recuperar las pérdidas del 2020 y del 8,9% con el que el Gobierno vasco diseñó las Cuentas del pasado año

Planta Industrial en Euskadi./ EP
Planta Industrial en Euskadi./ EP

El 2021 no ha sido el año de la recuperación económica que se esperaba. La subida de los precios, de los costes de la luz o los problemas con los suministros han terminado por frenar el crecimiento en Euskadi hasta el punto de no recuperar ni mucho menos las pérdidas generadas por el parón en 2020. Según ha informado el Instituto Vasco de Estadística, el crecimiento del PIB que se registró en 2021 fue del 5,5%, muy lejos de remontar la caída de la economía vasca en 2020, que fue del 10,9%. Y muy lejos también de las previsiones con las que el Gobierno vasco elaboró sus Presupuestos para el 2021 que se diseñaron en un escenario macroeconómico que preveía un 8,9% de crecimiento y que luego corrigió hasta en dos ocasiones para dejarlo en un 5,6%

Los problemas en los suministros a la industria, el coste energético y el IPC han ensombrecido un 2021 que, si bien ha remontado ha seguido acusando restricciones provocadas por las nuevas olas de contagio generadas por el coronavirus. Así, solamente el segundo trimestre del año registró un crecimiento por encima del 2%, con un 2,2%. Un empujón que luego se ha mantenido al ralentí en verano y otoño con incrementos del 1% y del 1,2%. Así pues, se confirma un despegue fuerte que comenzaba en primavera, pero frenado en los meses estivales cuando los problemas de la energía y las materias primas impactaron en la producción. 

Buen comportamiento del empleo y la inversión

A pesar del enfriamiento, el dato indica una reactivación importante de la actividad que evidenciado en el empleo que, según Eustat, creció un 5,2%. Unos datos que corroboran la evolución positiva del paro en 2021, que se redujo un 11% el pasado año, con 14.395 personas menos como demandantes de empleo

Los sectores que más han crecido respecto al año anterior han sido la Industria y el comercio, hostelería y transporte.  La aportación de la demanda exterior también ha sido positiva en el conjunto del año 2021. Y en lo que respecta a la demanda interna, la evolución más favorable en relación al año precedente corresponde a inversión, que retoma fuerza de cara al periodo expansivo provocado por la llegada de ayudas y financiación a las empresas. 

Archivado en:

Destacados