Pásate al MODO AHORRO

Los economistas vascos confían en que la economía crecerá durante los próximos seis meses

El Ekonometro muestra una mayoría de profesionales que cree que la situación mejorará en el próximo medio año y que se reducirá el paro, pero alertan de los costes salariales

Industria vasca / EFE
Industria vasca / EFE

Los economistas vascos creen que la situación económica mejora y consideran que se puede afrontar con optimismo el cierre de este año. Según los datos del Ekonometro vasco, encuesta que elabora el Colegio Vasco de Economistas entre sus afiliados, son mayoría, el 62%,  quienes opinan que la situación económica del País Vasco ha mejorado en los últimos seis meses, y algo menos del 20% quienes consideran que ha empeorado. También son mayoría, el 60,4%, quienes consideran que la situación económica mejorará en los próximos seis meses y únicamente el 11,6% cree que empeorará. Dos tercios de las y los economistas que han participado en la encuesta creen que el paro se reducirá en los próximos seis meses. Casi el 18% cree que el desempleo aumentará algo y únicamente el 6,0% que el aumento será importante.

Estos datos están en consonancia con  la evolución económica. Ayer mismo se conocía que la economía vasca creció un 2,% en relación al trimestre precedente, mientras que se ha incrementado un 18,5% en relación al mismo periodo de 2020.

No obstante, los economistas alertan de factores que pueden afectar a la competitividad de la economía vasca, como los costes salariales y a cierta distancia, en segundo y tercer lugar, la I+D+i y el nivel de consumo. El acceso a la financiación pasa de nuevo a ocupar los últimos puestos, en una lista de factores que se cierra con el fraude y el paro. 

El Ekonometro ha incluido este semestre preguntas sobre los planes de igualdad y la obligatoriedad del registro retributivo; la transición digital de la economía; y los fondos de recuperación europeos Next Generation. Respecto a los fondos europeos, una gran mayoría de las personas encuestadas, alrededor del 80%, considera que deben contribuir a poner en marcha tecnologías limpias, a acelerar el desarrollo y el uso de energías renovables y a mejorar la eficiencia energética de los edificios públicos y privados. Un impulso que debe extenderse al transporte, que debe evolucionar hacia la sostenibilidad, mediante la ampliación de los servicios públicos, la mejora de su accesibilidad y la creación de amplias redes de carga y repostaje de energías limpias.

Sobre la obligatoriedad del registro retributivo, la mayoría de economistas participantes en la encuesta, el 55,1%, considera que, con independencia de los avances que ocasione, esta normativa es una nueva obligación y una carga administrativa para las empresas.

En cuanto a la digitalización, más del 92% de economistas cree que la velocidad a la que se está produciendo la transición digital de la economía está dejando a una parte de la sociedad en situación de vulnerabilidad. En el caso de los desempleados, ese porcentaje es el 100%. 

 

 

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído
Destacados