Pásate al MODO AHORRO

Elkarrekin Podemos rechaza la última oferta presupuestaria del Gobierno vasco

La portavoz parlamentaria de Elkarrekin Podemos-IU, Miren Gorrotxategi, ha señalado que "lamentablemente" no ha sido posible el acuerdo

EFE

La portavoz parlamentaria de Elkarrekin Podemos-IU, Miren Gorrotxategi / EFE
La portavoz parlamentaria de Elkarrekin Podemos-IU, Miren Gorrotxategi / EFE

Elkarrekin Podemos-IU ha rechazado la última oferta hecha por el Gobierno vasco para que el grupo morado respalde los presupuestos de la comunidad autónoma para 2021, según han informado el Ejecutivo y la coalición. Tras la nueva reunión telemática mantenida este sábado entre ambas partes, el consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, ha destacado que, pese al "esfuerzo" negociador hecho por el Ejecutivo, con una oferta que suponía un impacto de 97 millones de euros en las cuentas públicas, Elkarrekin Podemos la ha rechazado.

La portavoz parlamentaria de Elkarrekin Podemos-IU, Miren Gorrotxategi, ha señalado que "lamentablemente" no ha sido posible el acuerdo y, preguntada sobre si su grupo presentará una enmienda a la totalidad de los presupuestos, ha indicado que, aunque la enmienda está "preparada", esta coalición debe "valorar" ahora si la formaliza. En declaraciones difundidas por su departamento, el consejero ha indicado que el rechazo de Elkarrekin Podemos-IU a la ultima propuesta puede obedecer a "vértigo político", y ha añadido que los partidos del grupo morado "han agradecido y reconocido el esfuerzo realizado por el Gobierno vasco".

El consejero ha detallado que la "tercera y última oferta" hecha a Elkarrekin Podemos suponía un impacto presupuestario de 97 millones de euros, "para poder influir en políticas de salud, cuidados, igualdad y violencia de género, protección e inclusión social, educación, vivienda, empleo, medioambiente y eficiencia energética". Ha indicado que este apoyo significaría para el grupo morado influir en el 12,2% del incremento de gasto real del presupuesto, cuando el "peso parlamentario" de Elkarrekin Podemos-IU es del 8 por ciento.

Junto a las cuestiones presupuestarias, el Ejecutivo ha incluido en su propuesta "ciertos compromisos en ámbitos como la vivienda, la economía, fiscalidad y energía". La oferta efectuada a Elkarrekin Podemos, según , Azpiazuefleja una "perspectiva viable", además de ser "realista y acorde con las disponibilidades presupuestarias existentes".


"Hemos hecho un esfuerzo por poder ofrecer ciertos compromisos de índole más política dentro de nuestro ámbito competencial", ha añadido el consejero, al recordar el objetivo del Gobierno de coalición PNV-PSE de "conseguir apoyos más amplios en un momento complicado para la sociedad vasca, aún no necesitando numéricamente más apoyos que los que nos otorga la mayoría absoluta".

Azpiazu ha señalado que han intentado alcanzar un acuerdo "con sinceridad, honestidad, valentía e intensidad", dada una situación que requiere "altura de miras". Ha estimado que las negociaciones con Elkarrekin Podemos "pueden ser un primer paso para conseguir apoyos en otras cuestiones, pero para ello -ha remarcado- es fundamental quitar miedos y pensar más en los beneficios para la ciudadanía vasca que suponen los acuerdos entre partidos políticos".

El consejero ha subrayado que lo que está claro es que Euskadi va a contar en 2021 con unos presupuestos "ambiciosos, sin recortes y lejos de la austeridad", de 12.442 millones de euros.

En una comparecencia telemática ante los medios, Miren Gorrotxategi ha dicho que "lamentablemente" no ha sido posible el acuerdo, al haber "quedado fuera" de la "voluntad política" del Gobierno Vasco algunos "elementos esenciales" para Elkarrekin Podemos, referidos a "políticas sociales, publificación de las residencias, reversión de privatizaciones en servicios de salud y la reforma fiscal". Ha contestado a Azpiazu que su grupo no ha tenido "vértigo político", como se refleja, ha dicho, en el acuerdo por el que Elkarrekin Podemos respaldará los presupuestos del Ayuntamiento de Vitoria, gobernado también por el PNV y el PSE-EE. Ha destacado que la negociación con el Ejecutivo no se presentaba "fácil", por la mayoría absoluta de PNV-PSE y por la premura de tiempo antes de que el lunes se abra el plazo para presentar enmiendas, pese a lo cual se ha mostrado "satisfecha" del proceso y de haber intentado un acuerdo con "sinceridad y lealtad".

Gorrotxategi ha señalado que ha sido el Gobierno vasco el que ha dicho que la oferta de hoy era la última, al estimar, según lo expuesto por el Ejecutivo , que "no puede ni debe ir más allá" de esa oferta. Ha agregado que, aunque en esta ocasión no haya sido posible un acuerdo, su grupo está dispuesto a seguir trabajando por si puede haber un entendimiento "más adelante". 

Archivado en:

Lo más leído
Destacados