Pásate al MODO AHORRO

Los gobiernos vasco y navarro firmarán el día 26 el convenio sobre memoria histórica

El convenio servirá, entre otras acciones, para impulsar proyectos conjuntos de divulgación, intercambiar información sobre víctimas de la represión franquista, poner en marcha cauces de colaboración en el marco educativo y compartir el fondo audiovisual

Manifestación pidiendo la liberación de Miguel Ángel Blanco
Manifestación pidiendo la liberación de Miguel Ángel Blanco

Los gobiernos de Navarra y Euskadi firmarán el próximo miércoles día 26 en Bilbao un convenio sobre memoria, atención a víctimas, convivencia y derechos humanos para impulsar proyectos conjuntos de divulgación. La consejera de Relaciones Ciudadanas del gobierno foral, Ana Ollo, ha enmarcado este viernes este convenio en la "necesaria cooperación y establecimiento de alianzas" con otras comunidades, en este caso en un ámbito "durante tantos años olvidado por los gobiernos de UPN".

Su representante dentro de la coalición Navarra Suma (UPN, PPN y Ciudadanos), Iñaki Iriarte, ha sido el único crítico con este acuerdo, "sucinto y breve", del que ha dicho "desconfiar" por la "nefasta y terrible" actuación de Gogora, el Instituto vasco de la Memoria, la Convivencia y los Derechos Humanos, en el terreno de las víctimas de ETA, unos argumentos criticados por el resto de la Cámara foral.

El convenio servirá, entre otras acciones, para impulsar proyectos conjuntos de divulgación, intercambiar información sobre víctimas de la represión franquista, poner en marcha cauces de colaboración en el marco educativo y compartir el fondo audiovisual de las víctimas del terrorismo y otras violencias. En lo relativo a la convivencia, está previsto desarrollar programas educativos, una agenda global de Derechos Humanos, y programas de prevención de la radicalización y de los discursos de odio, entre otros.

Ollo ha señalado que el convenio casa con lo acordado por el Gobierno de Navarra para esta legislatura pero también se alinea con la Agenda 2030 de referencia mundial, que busca la conformación de comunidades inmersas en una cultura de paz e incide en las alianzas para ello. Ha recordado que Navarra ya ha firmado un convenio con Cataluña, tiene pendiente de firma otro con Aragón y está previsto con La Rioja, además del inminente con Euskadi.

Al respecto, se ha referido a diferentes aspectos del acuerdo, el primero en el ámbito de la Memoria Histórica, con la preservación de la memoria, el banco de ADN para facilitar la identificación de restos o los programas para escolares.

Otro ámbito es el de la atención a las víctimas, entre las que ha incluido tanto a las del terrorismo de ETA como las de la represión franquista, "cada una en su contexto victimológico", y las de violencia política de extrema derecha, cuya ley foral ha ratificado esta semana el Tribunal Constitucional, ha valorado.

El tercer terreno de cooperación será en materia de Convivencia y Derechos Humanos, donde ha avanzado un próximo I Plan Estratégico en Navarra, que va a incidir en la "deslegitimación de la violencia" y en la "convivencia ciudadana". Al escuchar la intervención del portavoz de Navarra Suma, Ollo ha sido muy crítica por los "prejuicios nada contrastados" y la "manera sutil" de criticar a una institución vasca con "afirmaciones que no se corresponden en absoluto con la realidad", al tiempo que ha cuestionado las políticas para con las víctimas que ejecutaron los gobiernos de UPN, partido de Iriarte.

La consejera ha asegurado que a su llegada al cargo en 2015 encontró a víctimas navarras de ETA "que no habían accedido a su condición de víctimas porque no ha había habido interés desde el Gobierno de Navarra por trasmitirles sus derechos".

En su turno, Iñaki Iriarte (NA+) ha lamentado que en el "sucinto" texto del convenio "se opta por escamotear lo esencial: hay una mención a las víctimas del terrorismo y ya está. No se menta la bicha", al tiempo que se ha mostrado muy crítico con Gogora, desde donde a su juicio "están siendo un instrumento para difundir relatos con una evidente intención partidista".

El resto de los grupos han afeado la argumentación de Iriarte, en el caso de Inma Jurío, portavoz de PSN, por entender que convenio de este tipo son "positivos" y aportan "sinergias", más aún cuando "se trata de deslegitimizar la violencia, todas las violencias y todas las vulneraciones de derechos humanos".

Uxue Barkos (Geroa Bai) ha animado a NA+ a trasladar a sus compañeros del Parlamento Vasco su discurso para que se exponga allí, donde procede, y ha defendido que este convenio "pone en valor una línea de trabajo que nunca hasta hace seis años -cuando ella misma asumió la presidencia del Gobierno foral- se había acometido en Navarra".

En la misma línea, por EH Bildu Bakartxo Ruiz ha lamentado el "paripé de comparecencia" impulsado por Iriarte y, aunque ha advertido de que ella "también podría ser crítica probablemente con un asunto que dejo a mis compañeros de Gasteiz", ha concedido que gracias a este convenio "algo se podrá aprender y compartir con administraciones que llevan más años trabajando" en este campo.

También Ainhoa Aznarez (Podemos-Ahal Dugu) ha cuestionado que Navarra Suma traslade ahora estas criticas al Gobierno Vasco cuando en numerosas ocasiones no apoya tratar determinadas iniciativas en este Parlamento por considerarlas "injerencias" a otras comunidades y países, al tiempo que ha respaldado la firma de este convenio.

Archivado en:

Lo más leído
Destacados